domingo, 8 de junio de 2008

Y MIRAD QUE HE COMIDO MIERDAS...DELICIOSAS

Pues sí; Yo entiendo que una de mis obligaciones profesionales es comer y beber de lo que me ofrecen. Generalmente, tus anfitriones quieren agradarte y, no es de buena educación rechazarlo.
Supongo que eso tiene que ver con la ética profesional de cada uno y, tambien, con la educación recibida. Esa educación que prohibía dejarse nada en el plato. Nuestros padres vivieron la posguerra...y eso nos marcó a nosotros tambien. A otros les tocará tomar copas con modelos....todos hemos de sacrificarnos en la vida (Desde luego...si el tópico de la rubia tonta es cierto, creedme, para mi un sacrificio de cojones) (Y en aras de mantener la pijada de lo politicamente correcto, insisto, SI es cierto. No empiecen a escribirme rubias cabreadas)

En cada parte del planeta tienen sus especialidades. Algunas más cercanas...otras no.

Por poner un ejemplo, las huevas de hormigas que se toman en México, el escamole, como no me gustan es cuando me las hacen con mantequilla. Yo, como Carlos Herrera, la mantequilla, para engrasar puertas.

Yo, aunque disfruto y me encanta la comida china, en mis reuniones allí siempre pido, por favor, que no me cuenten lo que estoy comiendo...que ya me lo comeré solito.

Se da la anécdota de que, en una negociación ciertamente complicada, y viendo que no conseguían doblegar mi postura, me invitaron a cenar y los cabrones me pusieron el menú en inglés, con todas las exquisiteces que os podais imaginar, escorpiones fritos, escarabajos, hormigas....no sabían que a chulo...pues eso.

Recuerdo en Lanzhou, provincia de Gansú. Una ciudad de unos 4 Millones de personas. Me sentaron a comer con el alcalde y un séquito de unas 15 personas. El alcalde me quería tumbar. Los narizotas, según ellos, nos emborrachamos rápido. Y el incauto vino a por mi desde que nos sentamos. Se lo llevaron entre dos a rastras con un coma etílico. Tambien debía de tener casi 70 años pero....es que yo no sé qué ganas le da a todo el mundo de emborracharme. Al día siguiente, me llamó a su despacho a congratularse de haberme conocido, que una persona con mi aguante debía de hacer unos negocios estupendos (De Paté de hígado, pensé yo para mis adentros)

En esta comida, el plato estrella fue una tortuga de más de medio metro con caparazón y todo. El alcalde quería que hiciese los honores. Yo, discreto y sin saber como quitarle el caparazón con los palillos a la puta tortuga que me miraba fijamente desde su rigor mortis, le indicaba que comería, pero despues de él. El me indicó que, de ninguna manera. Si mi problema era el caparazón, él me lo retiraba pero, que me fijase. Había 15 pares de ojos esperando que empezase. Para ellos, era un manjar. Si yo no empezaba, a ellos se les enfriaba.

Ahí que cierro los ojos y dirijo mis palillos hacia el centro del cuerpo, pidiendo por favor que no me dijese que lo más exquisito era la cabeza o las patas, que le tiraba la tortuga a la cabeza. Tragué sin masticar. Ya estaba hecho. ¡Misión cumplida! Quince pares de palillos se abalanzaron sobre el pobre animal que quedó reducido a nada en un pispas.

Pero quizás, lo más fuerte que me ha pasado en la vida, y muchos no os lo creeréis, me sucedió en Guandong. En esa zona de China se comen tooooodoooooo lo que os podais imaginar.

Nos hicieron sentar en una mesa hueca, con una anchura de unos 15 cms y una puertecilla en el perfil de la mesa. Asimismo había un agujero delante de cada comensal en la superficie de la mesa con una trampilla que lo cerraba.
Nos pusieron un delantal que nos tapaba completamente la ropa. En esto que llega un tío con una jaula llena de monos vivos. Abre la puertecilla y mete un mono por cabeza. Cada mono sacó la suya por el agujero que teníamos delante y, con la trampilla, aprisionamos su cuello para que no se moviese.

Nos dieron un machete a cada uno y la historia era rebanarle la parte superior del craneo con el machete (Una escandalo de sangre de cojones) y con el mono vivo todavía y berreando, con los ojos fuera de las órbitas, sacarle los sesos con los palillos y comerlos inmediatamente.

¡Rock Duro!
Por supuesto no pude trepanar al mono. Lo tuvieron que hacer por mi. Hice de tripas corazón, cerré los ojos para no ver los del mono, (Los oidos ya no me los podía tapar porque entonces a ver con qué tomaba los palillos, y los chillidos eran ensordecedores) y me comí los sesos.
Todo el mundo se quedó acojonado de que superase la prueba, y es que...a cabezón....

26 comentarios:

El 23 dijo...

Tengo una compañera en la Hogeschool que votó en las últimas elecciones al Partido para la defensa de los Animales (que por cierto, obtuvo dos escaños en el Parlamento de Holanda). Si le cuento lo que le hacen en Guandong a los pobres monitos, es capaz de inmolarse en un ataque terrorista suicida en la inauguración de los Juegos Olimpicos de este año.

¿Estaban ricos los sesos o te quedas con el bicho rojo ese que saca ese señor (¿es tu padre?) de la olla, regado con un blanco de la Rioja Alavesa?

Me estoy empezando a preocupar. Si no te contesto yo no tienes mensajes. Y no será porque no escribes cosas interesantes. Pero hombre, que no me voy a pasar todas las noches leyendo tus historias y escribiendo comentarios. Que esta noche mis hijas duermen...!

¿Sabes qué? Yo creo que cuentas cosas tan espectaculares que mucha gente cree que te las inventas. O quizá les jode que no pueden ni imaginarse tener experiencias parecidas. A mi ya me gustaría estar en tu lugar algunas veces, bueno, menos cuando tienes que beber, porque yo me caigo de culo con un chato, o comerte los sesos de un mono vivo, claro.

Quizá deberías contar de vez en cuando que te comes una pizza con tu familia mientras ves "Cuéntame" o lo que toque ahora en la caja tonta. Documéntate antes un poco para que no hables como yo, de una serie de hace cuatro años. Yo que sé... una operación de márquetin, con fotos con la mujer y los hijos así en plan candidato del Partido Republicano. Para que vean que eres una persona normal y no un extraterrestre.

Digo yo, ¿no?.

Un abrazo.

Kikas dijo...

Rubio, eres más famoso en los ambientes que el humilde autor de este ciberdiario. En las reuniones se habla de ti y se ríen. No te lo tomes como una obligación, pero, por favor, no dejes de escribir, aunque no sea a diario. Créeme, enriqueces tanto la página que mucha gente entra a leerte, en vez de a leerme. (Puedo compartir contigo los ingresos publicitarios, no hay problema. Como hombre generoso que eres supongo que no te importará ir solo al 50%)
Y sí, es mi viejillo el señor mayor ese que aparece. Tiene malas pulgas, pero, y mira que nos hemos llevado mal en el pasado, ahora, ahora nos lo pasamos bien juntos, pescando, comiendo y bebiendo...para que vamos a engañarnos. Hablar...poco...que ambos somos de pocas palabras. Escuetos pero nobles.
Yo, que no soy fundamentalista, el Marisco me gusta con un buen Albariño, hay varios, Pazo de la Pedreira, el terras Gaudas, Abadía de San Campio, Fefiñanes.....
Lamentablemente, el 99% de lo que cuento, es cierto, el 1% corresponde a olvidos imperdonables. Soy incapaz de contar nada que aparezca en la Tele porque...trabajando en la tele...pues eso...como los ginecólogos....no me divierto donde trabajo (perdón por el ramalazo machista, chicas)
Es un auténtico lujo contar con tus comentarios, hermano

El 23 dijo...

Desde luego si la gente se divierte con lo que escribo es que la tele debe haber perdido mucho desde que no la veo.

Claro que yo veo la tele casi desde que fui nuevo en el Colegio. Empezó el curso con una huelga de personal no numerario en la Complutense que duró cuatro meses y como tenía mucho tiempo y no me gustaba el rugby, pues me entretenía viendo la tele. Me sabía todos los anuncios, que eran, y probablemente siguen siendo, lo mejor de la programación. Ese año, para orientar un poco a quienes no me conocen, se reintrodujo en España la Lotería Primitiva y las apuestas valían cinco duros y el anuncio decía con musiquita pegadiza: "Millones a cinco duros, cada semana, jugando a la Lotería Primitiva, los números los elige tu fantasía...". El éxito del año era "Todos los paletos fuera de Madrid". Yo no sabía como podía tener yo la culpa de los atascos si no tenía coche (ni carnet), pero estaba convencido de que me duchaban por paleto hasta que me enteré que en el Colegio paletos eran todos (y también había algún cabrón, con todos los respetos para los lectores). A la fiesta de Navidad de ese año, invité a unas primas que vivían (y viven) en Madrid, les presenté al senador y al verlo jovencito (al fin y al cabo tenía veinte años) me preguntaron si también era nuevo y a mi se me escapó, delante de su novia: "Que va, es un viejo, y de los más cabrones". Luego me llevó a un aparte y me dijo: "Pero hombre como me dices eso delante de mi novia". Me dieron ganas de decirle eso de que la venganza es un plato que se sirve frío...y yo llevaba enfriandolo durante tres meses, a los seis grados centígrados a que sale el agua del Canal de Isabel II en invierno. Pero me disculpé. Tengo que decir, que desde entonces me duchó con menos frecuencia (su novia debía ser defensora de los animales o algo así).

La culpa es tuya Kikás, por animarme.

Me has emocionado con eso de llamarme hermano, yo que siempre quise tener un hermano mayor para que diera él las tortas.

Respecto de la publicidad, si tu, que eres la única persona que conozco que ha cerrado una negociación subiendo el precio dices que 50-50, pues yo te digo que 60% pa tí pero tú buscas el patrocinador.

Y con lo que saquemos le compramos un balón de rugby al Marqués, que se quedó con las ganas. Con lo bien que se portó con nosotros en su boda, que nos sentó a la mesa con las que tenían más "jaskis" (así lo pronunciaba el innombrable). Ahí bailé yo con una niña de metro ochenta (de alto, que de contorno no sabria yo que decirte) con el innombrable diciendo: "Rubio, ataca, que esa tiene cortijo". Lo que tenía era dos "wallabies" de los que no encontramos en el Corte Inglés de Málaga.

Por cierto, que bonito caminar en zigzag por los caminitos (se me hicieron estrechos) del Botánico de Málaga a la luz de la luna. He vuelto después, intentando repetir la emoción de aquel momento, y que quieres que te diga, no es lo mismo.

Un abrazo, Gran Hermano.

Kikas dijo...

Siempre fuiste un modesto. ¿Yo era muy cabrón? Me acojona cuando voy al colegio y me dicen que tenía fama de cabrón, con lo buen chico que siempre me pensé que era.
Me acuerdo de tus primas....solo a un nuevo como tu se le podía ocurrir llevarse a dos primas...¡Las primas mejor en Moncloa!, que para primas ya teniamos a las Segovianas.
Y no me acordaba de aquella negociación con los chinos que, por tocarme los cojones les subí el precio sin cntrapartida y encima me lo tuvieron que comprar. Eres mi Pepito Grillo particular. Eso tambien lo he de contar, lo prometo.

belentxu dijo...

Yo también creía que esas cosas sólo pasaban en las pelis de Indiana Jones...igualito igualito. No conozco al de los Tercios de Flandes pero también sigo sus andanzas. Me siento identificada con él más que nada por lo de la familia numerosa. Muy bueno lo del aeropuerto, algún día me animaré a contar el viajecito en avión con 3 niños de 7,5 y 2 añitos sola conmigo misma de Alicante a Bilbao con escala en Barcelona.
A seguir escribiendo!

Kikas dijo...

Pues si, Belen, te prometo que esas cosas pasan y, al 23 ya le empezarán a sonar los oidos al ver la cantidad de fans que tiene.
Seguire escribiendo si me prometes seguir leyendo ;-)

belentxu dijo...

Prometido.
Intento recordar lo más raro que he comido yo o he visto comer...uumm...beans on toast para desayunar al señor de la familia inglesa de aquellos víajes a Brighton. Quizás también alguna cosa que yo haya podido cocinar ( la cocina no es una de mis pasiones).Migajas comparado con lo que tú cuentas. Pero tampoco le hago ascos a nada. Es importante tener un estómago agradecido,el cocinero siempre te lo agradecerá.
Hablando de ir en avión recuerdo que una vez volé con mis 3 niños siendo mi niña un bebé de 2 meses. Las azafatas, muy amablemente, no me ayudaban nada, pero sí que me pusieron en la maxicosi unos cuadernillos de esos con pegatinas de aviones (gracias, Iberia).

Kikas dijo...

Es que las azafatas están para mirar si llevas puesto el cinturón de seguridad. Para ayudar con las personas que no pueden valerse están los que llevan las sillas de ruedas....o algo parecido....en fin, ese viejo tema de las categorias profesionales. A mi, las azafatas de Iberia no me tratan mal...ni bien...es más...procuro que no me traten, por si acaso alguna pasó mala noche y me da el viaje con su característica amabilidad.
En Iberia, a las azafatas que tienen más trienios son las que tienen el privilegio de los vuelos transcontinentales, o sea, el mundo al revés porque, bastante tienen ellas con descansar como para atender al pasaje.
Tambien me llama la atención que sientan en business al personal que viaja gratis, o sea, tu pagas, aunque sea poco, y vas en el vagón de ganado. Gracias a tu dinero, un avión vuela, y al que viaja gratis va en primera....curioso.
Eso sí, debo de ser un demagogo de cojones

argos dijo...

Pues si, para leer venimos, confesando que a uno y a otro, aunque agradeciendo de antemano, que seguro que 23 me disculpa, el ser fan incondicional del autor del blog.

Por muchos viajes que intentara hacer ya sería imposible alcanzar el record, y entre esa “sana” envidia que surge en más de una ocasión leyendo, acabo de encontrar el antídoto perfecto, … sesos de mono!!!

Gracias por omitir la parte gráfica.

Y por favor, sigue escribiendo, que le faltó una versión a 23, la de quienes nos quedamos con la boca abierta, los dedos sobre el teclado y justo en el instante de ir a arrancar viene a la cabeza aquella canción que dice "... si lo que vas a decir, no es más bello que el silencio, no lo vayas a decir..." y el arranque de escribir queda bajo una montaña de timidez.

Kikas dijo...

Argos, que mira que me fastidia pinchar en el iconito de B y que me salga perfil no disponible, ¡¡¡so tímid@!!!
La parte gráfica existe, pero entre los lectores que me han mandado privados a mi correo personal, y que el uno comienza a tener un pudor, no quiero que en el google images aparezca yo con toda la barba (y baba) chorreando sangre cual icono gore.
Espero que lo que dices..."si lo que vas a decir, no es mas bello que el silencio, no lo vayas a decir", que, por cierto, ni idea de la música...pues eso...que no vaya por mi

argos dijo...

Satisfaré la parte de curiosidad que aún te queda por resolver. La canción es del Ultimo de la Fila. Y ni mucho menos va por ti, tendrás que buscar una excusa bastante más convincente para dejar a tus lectores en la estacada :-)

Kikas dijo...

¡Qué subidon en mi índice de autoestima!

Anónimo dijo...

Querido Argos:

Por mucho que Kikás diga que tengo más seguidores que él, la realidad es la que reflejas en tu comentario: que la inmensa mayoría de los que leen este blog, lo leen por sus historias y no por las mías. Lo que pasa, es que, como bien dices, sus lectores son tímidos. Pues bien, creo que ya va siendo hora de que los tímidos os manifestéis. Y escribáis un mensaje simplemente diciendo: "Yo también te leo".

Porque el mundo de fantasía al que nos transporta Kikás en cada uno de sus mensajes merece ser recompensado con un aluvión de comentarios. Porque yo no sabía donde coño está Guandong hasta que Kikás se comió el mono vivo.

Yo escribo para animarlo, para picarlo, para cabrearlo, para que se ría y para que se acuerde de más historias. El me llama su "Pepito Grillo" pero yo, en realidad soy su Namenda, que, como todo el que tenga conocimientos médicos o acceso a la Wikipedia sabe, es un medicamento cojonudo contra la demencia senil. (Coño, Kikás que te olvidas de todo).

Y creo que es una pena, que teniendo "El Último de la Fila" canciones tan interesantes, te hayas quedado con una que te autocensura. Yo soy un humanista convencido, por ello creo, honradamente, que cualquier cosa que digas, héroe silencioso, será mucho, pero mucho, más hermosa que el silencio.

Un abrazo.

Kikas dijo...

Pero...¿Esto me está pasando a mi?
Rubio, ¿No serás Argos y estás calentando esto porque vamos al 50% en ingresos publicitarios? Que tu siempre fuiste muy listo...Inteligente..no se...pero listo.....
¿Y por qué firmas como anónimo?
¿Y por qué decías el otro día que solo me escribías tu? ¿Es ese tu cambio al ofrecerte parte de la tarta publicitaria? ¡Que los que te conocemos sabemos que siempre fuiste un avaricioso!
Y...por supuesto...gracias por la inyección de moral, antes que unos encapuchados me apaleen en una esquina oscura al grito de ¡Todos somos Eulogio!

El 23 dijo...

Primero, he firmado como Anónimo por equivocación. En mi comentario se evidencia mi intención de no serlo.

Segundo, no he hecho más que reflejar, con entusiasmo, la diferencia entre la actividad del foro en estas dos entradas. Un pequeño estudio estadístico reflejaría que es la primera vez que tienes dos entradas consecutivas que superan los diez comentarios. Como inversor profesional, no puedo dejar de prestar atención a un movimiento tan espectacular.

Tercero, no tengo nada que ver con Argos. Él se calla cuando no tiene "algo que decir que no sea más hermoso que el silencio". Yo me callo cuando se me seca la boca.

Cuarto, efectivamente. Alguno se sorprenderá de como alguien con tan escasa capacidad intelectual como yo ha llegado tan lejos (para uno de los montes Bruselas está a tomalporculo). La respuesta está en el uso de la lengua. Espera...La respuesta está en el uso de la Lengua. Así con mayúsculas, que si no invito al cachondeo.

Quinto, has recibido amenazas. Incluso de la policía secreta. ¿Tu sabes lo que se revalorizan las obras literarias cuando el autor muere?. Y yo estaré ahí, repartiendome los dividendos con tu viuda.

Así que leña al mono, a por el senador.

Kikas dijo...

Compañero del metal....
Lo único que me queda claro es que las hostias...tambien a medias
Antes de que me sodomicen los servidores de las cloacas del estado...facilitó tu dirección, que ya sabes..que a Bruselas va mucho desahogado de martes a Jueves al parlamento (Currar de lunes a viernes para alguno es....efectivamente...como pedir estar contigo en silencio)

argos dijo...

23 no llores, que si bien de la excusa de venir hasta aquí, y además repetir, tiene la culpa Kikas, a tí también te toca una pequeña parcelita de una posible adicción en potencia.

En realidad estoy pensando en no hacer más comentarios para que continúes con la carga moral de hacer los tuyos :-).

¿Para qué inventarían la tv?, ah si, perdona Kikas, todos tenemos que comer.

Kikas dijo...

En mi caso...comer...y beber...pero esto...gracias a Dios, lo suele pagar la empresa. No cobro lo suficiente para las pruebas a las que soy sometido
A propósito, que nadie se vaya a pensar...cuando no trabajo soy de lo más abstemio (Bueno, menos cuando me saca el Marqués)

belentxu dijo...

¿pero todavía estáis despiertos? Y nosotros empeñados en no hacer uso del chat!
Me encantan los comentarios de Angelito con respecto a la timidez. Yo todavia no me creo que sea capaz de escribir en un blog...y lo de que mis mensajes lleguen...pero es que ya sabemos que la realidad supera a la ficción, afortunadamente

Kikas dijo...

Creeme, Belen, incluso para una de Ondarroa, si conocieras a Angelito, honorable natural del poblachón toledano de Los Yébenes, y ahora enviado del nuevo Duque de Alba a Flandes (Que ya sabrás, que en Holanda, a los niños, no dicen que viene el coco, sino que viene el Duque de Alba)te encantarían sus comentarios, no solo acerca de la timidez, sino de cualquier tema que se nos presente. Es lo más parecido a un tertuliano con diarrea mental que he conocido en la vida. De todo habla y, aunque no tenga ni idea, no desentona con el entorno. Diriamos que tiene la capacidad de la mimetización.
Y sí, te leemos y nos encanta leerte, y que sepas que te leemos. Y me encanta que utilices mi plataforma para reivindicarte en la blogosfera.
Y pensar que hace un par de meses tuve que explicarte lo que era un blog por correo....

Kikas dijo...

23, el número de tus fans aumenta...y casualmente casi todas femeninas, porque Argos, me da que tambien lo es (Hay veces que el modo de escribir delata el genero, que nuestra ministra para la igualdad diria el sexo, o la sexa)

Alfonso dijo...

Tengo que confesar que estoy hecho un adicto a tu blog.
Estaba esperando esta historia de los monitos de china. Ya la he reenviado a unos cuantos incrédulos.
Todavía me acuerdo cuan do nosla contaste en la oficina. Yo me imagina la mesa, con los huecos y los monitos dando gritos. Eso no lo soporta cualquiera.
Sigue escribiendo que lo haces de puta madre.
Cuidate
Saludos
Alfonso

Kikas dijo...

Joder, Alfonso...
El tímido, enmascarado, escondido....
Te echaba de menos. No sabía nada de ti. ¡Hombre! Me alegra que, virtualmente, sigamos en contacto. Y ya sabes...para un gallego...significarse por escrito...joder, que ha debido de ser un trago duro
¡Y no decir nada de nuestra aventura lisboeta!
Espero muchos más comentarios. Ya sabes...una vez perdida la verguenza....

Malvi dijo...

ayyy kikas... aun tengo los pelos de punta!!!ayyyyyyyyyy (mientras me sacudo la cabeza!)

Lo de la tortuga, me ha dado un poco ahí... pero ahí, ya cuando hablamos de cmer mono VIVO y CHILLÓN... Madre mia!!

¿no te dio pena? es cierto que en casa te enseñan a comertelo todo, pero ,... mono! vivo!

jajajajjaja

kikas... lo que no te pase a ti... vaya no deja de interesarme este blog, ni de sorprenderme. Me encanta.

¿te has propuesto publicar un linbro con todas estas vivencias?

qué fuerte! has comido mono vivo!Una cosa es "educar el paladar" y otra es mandarlo a la mili!

Kikas dijo...

Malvi...¿no serás rubia? jejeje
(Espero que no lo seas...el comentario tiene mala leche, que conste) ;-)
En realidad, cuando yo contaba mis cosas en casa, Carmen me insistía en que tenía que escribir mis memorias...y por eso comencé el Blog...no por otra cosa.
Por recordar, porque se me han olvidado un montón de ellas, la verdad (He pasado más de diez años con experiencias que más de uno no se las creería, pero me temo que son tantas que no son inolvidables, jejeej)
Pues ya sabes, bucea en las procelosas aguas del archivo de DAKIPALLA. Estoy seguro que te sorprenderás alguna que otra vez más.
Por cierto, mi paladar no pudo ir a la mili. Como yo...es Inutil total, jajaja
Un beso

Mela dijo...

Recuerdo esta entrada... me la indicaste porque no me gustaba casi nada de lo que comías
Cuando la leí... me puse enferma... era por la tarde y, por la noche, aún estaba mareada
A mi marido le dije que algo que había merendado me había sentado mal
Me llamó una amiga por teléfono... me notó muy extraña... finalmente le expliqué qué me sucedía
Mi amiga me aconsejó no volver a este blog
Hoy no he leído la parte de los monos... demasiado fuerte para mí
En la entrada que me dijiste que viniera aquí, te dejé un comentario
Te dije que yo hubiera sido muy peligrosa con un machete... pero te mentí
Mi orgullo me impidió decirte que me hubiese desmayado