viernes, 30 de octubre de 2009

LA HISTORIA DE UN MEDICO Y ATANASIO

Decir que la relación con mi padre ha sido dificil me parece un acto de generosidad sin límites. Las broncas que, hasta que mi madre falleció, mantuve con él, sobrepasan la normalidad. Una vez que se ha quedado solo hemos retomado una relación difícil, aunque bien mirado solo siempre estuvo, fisicamente solo, quiero decir.

Nuestra relación es complicada pero ambos estamos comprometidos en basarla en aquello que nos une, en vez de en los choques de trenes de nuestros respectivos caracteres.

Mi padre fue el médico más joven de España. En poco más de tres años acabó una carrera de seis, habiendo suspendido primero en junio practicamente íntegro (La pandereta y la tuna. Mi padre sí que tocaba bien la pandereta, y no yo).

Hubo un catedrático, hueso él, que le dijo a principio de curso que nunca aprobaría en el mismo año dos de las asignaturas más dificiles de la carrera, las cuales él impartía al ver que se había matriculado de ambas. Creo que eran Médica I y II. Honesto le tuvo que poner Matrícula de honor en ambas, la I en Junio y la II en Septiembre.

Mi padre es un médico con un instinto impresionante pero, sobre todo, es un médico de vocación. En mi familia la medicina se mama. Su tatarabuelo ya era médico y, de ahí hacia abajo, por línea directa, todos lo han sido. De 4 hermanos, mi padre y un tio son médicos y, los otros dos, farmaceúticos. Y así hemos llegado a mí, a quien simplemente la visión de la sangre marea.

Yo, pobre Ingeniero de Telecomunicación, no he llegado a lo que supongo que mi padre siempre deseó, aunque mi hermana mayor sigue la tradición familiar, y es una médico excelente, pero para mi padre no es lo mismo. En su fuero interno creo que nunca me ha perdonado que yo no me haya hecho médico y, supongo, piensa que lo hice para fastidiarle.

Mi padre es un médico a la antigua. Comenzó en Soto en Cameros, pueblo serrano famoso por sus mazapanes. No era extraño que pasase noches enteras a lomos de mulas para visitar a pacientes. Al llegar a casa de un paciente cambiaban de mula para continuar o volver. Esas cosas de los pueblos. En una de esas noches mi madre se puso de parto, que ya son ganas de joder. Con una gran nevada en medio de un Enero helado, mi padre al mando de un 600 de segunda mano, con la ayuda del veterinario del pueblo armado con una pala para quitar la nieve de la carretera de montaña, fue incapaz de alcanzar el hospital. Y ahí llegué yo, en una curva perdida, en medio de la carretera, mientras la calefacción del 600 funcionaba a tope. Bien pensado, comencé a tocarle los cojones a mi viejo desde bien pequeño, y eso solo era el principio.

En Villalaco,pueblo de Palencia, a mi padre le pagaban, quien podía pagarle, con trigo o liebres. Eso de la Seguridad Social debe de ser un invento moderno.

Recuerdo una epidemia de tifus con decenas de infectados en el que considero mi pueblo. Mi padre estuvo sin dormir cerca de dos semanas. Eso de las guardias en los pueblos tambien debe de ser otro invento moderno.

A mi viejo le comenzaron a matar la ilusión cuando le obligaron a trabajar en un centro de salud y tuvo que compartir trabajo y espacio con "funcionarios de la sanidad" en horario tasado. Le recuerdo toda la puta vida hasta entonces, mientras le levantaban varias veces por semana de madrugada el día menos pensado para atender enfermos en sus casas. Y al día siguiente a las 9 estaba pasando consulta puntual, aunque hubiese estado de jarana toda la noche.

Supongo que muchos pacientes se le han muerto siendo él su médico, es Ley de vida, pero sé de tres muertes que le conmovieron. El primero en Soto, su primer muerto. Supongo que es algo que marca la vida de todo médico.

Un niño en Labastida. Le recuerdo que vino con unos puntos en la cabeza por la noche. Eso de las ambulancias es otro invento moderno. A toda hostia mi padre intentó llegar a Vitoria en su coche particular porque sabía que con los medios de los que disponía en la consulta era imposible salvar a aquel chaval. Mientras entraba a la carrera por urgencias con el niño en brazos, una puerta se le cerró dándole en la cabeza.

La tercera muerte es la de Atanasio.

Cuando murió, Atanasio contaba con 89 años. Un paciente a quien mi padre le atendía donde tocase, en la consulta, en el bar, o en su casa. En los pueblos los médicos eran como los modernos "seven eleven", estaban abiertos 24 horas. Y mi viejo siempre dijo que en un pueblo no puedes dejar de ser médico en ningún momento. Con lo que si Atanasio le preguntaba lo que fuese con un txikito de vino por medio era tan consulta como en el quirófano más preparado.

Atanasio fumaba como un carretero y mi padre, no sabe muy bien por qué, un día que Atanasio tosía un poco más de la cuenta, le aconsejó que dejase de fumar. Tres meses despues Atanasió murió y mi viejo nunca se lo perdonó.

Nunca se perdonó el haberle jodido al pobre Atanasio los últimos tres meses de vida. Es más, yo creo que tiene la sospecha de que, quien realmente mató a Atanasio fue él, y despues de más de 40 años de profesión, creedme, no os imaginais lo que le jode.

51 comentarios:

Anónimo dijo...

Algo en ti está cambiando, y para bien.
Te honra escribir sobre tu padre y vuestra relación.
Si es que eres un pozo sin fondo que empieza a clarear!!
Me alegro.

Kikas dijo...

Sí, está cambiando que llega el frio y me toca ir a por la ropa de invierno al trastero, o que viajo menos y saco más historias personales.
En realidad, profesionalmente, mi padre siempre ha sido mi ídolo (personalmente mucho podríamos hablar de ello)
El no sabe que tengo este rincón, o sea que supongo nunca sabrá lo que escribí.
Pero me hace gracia cuando algún médico, como me ha pasado a veces, me da la charla acerca de los mismos...¡ti@, pero si tu no sabes con quien estás hablando! (Que dijo Pilar Rahola al Policia Municipal de Badalona cuando le intentaba poner una multa, que los progres de la radio de hoy tabien tienen pasado)
Una vez, en una reunión de amigos, la mujer de uno, iracunda al ver que yo me descojonaba de ellos me gritó
¡los médicos salvamos vidas!
Y recuerdo su rebote cuando mi carcajada estalló al oirla.
Bien sé yo eso. Sobre todo algunos médicos, como mi padre o un primo, una eminencia, han salvado muchas vidas. Pero una profesión fundamentalmente vocacional, la prostituyen ahora con los medios, los hospitales, los "de 8 a 3", los turnos, las invitaciones a congresos y los gerentes.
Cuando mi padre, que se pagaba de su bolsillo las asistencias a congresos que le interesaban se enteró que solo pagaba el 1% de pringados como él y que al resto se lo pagaban los laboratorios no entendía por qué.
Porque estaba en un pueblo y su capacidad de recetar era limitada....pero de curar era muchísima, o sea al revés que en los hospitales.
Si es que podría hablar, y hablar, y hablar....

Marqués dijo...

Recuerdo una estancia en un congreso médico en el Pto. de Sta. María. Aún de novios con mi santa que era residente. Cena en el Romerijo. Me acerco a pedir el marisco de turno con un señor muy simpático que estaba con nosotros. Cuando nos dicen cuanto es, le digo, "bueno pagamos a medias y luego hacemos cuentas, no?" Respuesta, "no, no te preocupes, esto lo pago yo". Vamos a la mesa con ambas manos llenas de mariscos y viandas de todo tipo. Le digo al que tengo al lado "qué majo este, no, fíjate que ha pagado todo..." y me dice, "claro, es que es el comercial del laboratorio tal... y sabe lo que le interesa..."
Y luego te vienen con remilgos sobre su involucración comercial...

Gonzalo dijo...

Me parece triplemente preciosa esta entrada tuya, Kikas... nos debemos estar haciendo viejos. Los dos.

Tú más.

Triplemente: Primero porque si eres camerano de nacimiento ya hay algo que nos une: Es lo que yo siempre he querido ser, y no soy.

Segundo porque la consideración del buen médico siempre la he considerado inseparable de la vocación y eso de ser médico de día, de noche y en todas partes.

Tercero, porque la consideración final de tu padre con la muerte de Atanasio me recuerda a una historia que me contó un día un médico y me encantó.

Este médico era de los que daba mucho el coñazo con el "no fume usted". Un día le llegó un hombre de 80 y tantos años. Vamos, con todas las garantías revocadas. Y después de chequearle determinó que al pobre hombre se le iba acabando la reserva. Por nada en particular. Por todo en general. Cuando le dijo cómo estaba, el anciano, con cara de mucha preocupación, le dijo "Dostó, yo morirme me tendré que morí ya mimmo... a mí lo que me preocupa é... ¿me vá usté a quitá er sigarrito y er vinito?"

El médico le dijo que no. Que no se preocupara por eso. Y el anciano, con los avisos ya sonando, se volvió a su casa más contento que la leche.

Cuando me lo contó este médico, me dijo: "Yo le debería haber quitado el tabaco. Y así a lo mejor vivía 3 añitos más. Pero mira, que fume y vivirá 2 ó 2 y medio. Pero los pasará más contento. Qué cojones."

Abusando de tu paciencia, te contaré otra historia, también verídica: Mi madre, farmacéutica ella, tenía un cliente que fumaba mucho. Y un día, presionado por el médico y la mujer, lo dejó. Relativamente poco tiempo después, unos 3 años o así, le diagnosticaron no se qué respiratorio y le avisaron de que fuera doblando la servilleta. Se lo contaba a mi madre con mucha entereza. Y mi madre le intentó animar. Entonces el cliente la miró y le dijo: "¿Sabe lo que más me duele, Doña Elena? Que yo morirme de algo del pulmón lo tenía asumido... pero coño, después de lo mal que lo he pasao yo por dejar de fumar, si lo hubiera sabido no lo dejo, y al menos me muero a gusto".

Kikas dijo...

Marqués, un aterrizaje de emergencia en la realidad. Por aquel entonces no creo que fueses virgen, con perdón, pero sí virginal.
Lástima, para el comercial, que tu no fueses el médico.
Invitar no tiene nada de particular. Es una norma social y me he hartado de pagar comidas y copas (Y tú). Eso sí, todos sabíamos a lo que estábamos. Nadie me daba la charla con la vocación.
Por otra parte tambien me han invitado muchos clientes, que a fuerza de una relación sana se han convertido en amigos. Y de estos, lo mejor, es que no te hacen perder el tiempo.
"Mira, Kikas, yo encantado de que vengas, pero esto se lo vamos a comprar a otro por esto, esto y esto"
Y tú feliz porque rentabilizas tu tiempo en vez de agarrarte un globo porque no te compren.
Pero te puedo garantizar que a mi viejo pocas veces le han invitado así, por no decir ninguna.
Sí que recuerdo que le visitaba un señor de un laboratorio, asturiano, y mi padre, gran cocinero, le encargaba todo para una fabada para 20. Lo pagaba, que eso sí que lo sé.
De eso de invitar, el otro día me llamó un antiguo cliente que se ha quedado en paro. le quise recomendar para uno de los dos puestos que yo había rechazado. El había sido siempre comprador y le asustaba el invitar a comer. (Yo hay cosas en gente ya con años que alucino) Le tuve que decir que la unica diferencia entre invitar y ser invitado era el momento de sacar la tarjeta de crédito (A ser posible que no fuese del MBNA ;-) )
No se quedó muy convencido

Kikas dijo...

Joder, Gonzalo, esto es como con Makumba, alucino.
¿Qué tiene que ver la Sierra EN Cameros(Ojo, en, no de)con Triana? Ahí hay algo que me has de tener que explicar.
Por lo demás, las dos historias que me cuentas son historias humanas y reales. Esas que los médicos de antes vivían todos los días porque, tenían menos medios, pero se lo sabían todo de sus pacientes.
Esa es la medicina que mi viejo siempre amó, y es la que, con los adelantos, las estadísticas y el progreso, le robaron.
No me opongo al progreso, pero no todo lo nuevo es mejor y, te aseguro, que muchos viejillos preferían tener a su médico que les conocía desde hacía 20 años que que un recien llegado les tenga que examinar en 5 minutos que es lo que el Gerente del Centro de Salud ha evaluado para que sus estadísticas de productividad sean ejemplares en la Dirección de Area...Y no estamos hablando de garbanzos

Fuego negro dijo...

Yo no tengo ningún problema con que las empresas farmacéuticas empleen más dinero en publicidad que en investigación. No son las únicas.

Lo que no entiendo es que se consienta que empleen el dinero de su publicidad en falsear datos, pagar a periodistas para que escriban artículos sobre lo japuta que es la monja-bulo, (ver http://www.elpais.com/articulo/sociedad/Desmontando/monja-bulo/elpepisoc/20091101elpepisoc_1/Tes) y así limpiarles el campo de enemigos, financiar estudios que, con apariencia independiente, no son otra cosa que publireportajes y en sobornar a los médicos para que receten sus productos.

Todavía recuerdo cuando era niño un pasquín en el Centro de Salud de mi pueblo: "Deje pasar al visitador médico. La información que trae es vital para su salud". Acojonante. El médico pasa de ser el profesional vocacional que lo da todo por sus pacientes a ser el único profesional que atiende a sus proveedores antes que a sus clientes. Y todo, si no organizado, consentido por las autoridades sanitarias.

Cuando hace unos años la prensa española se hizo eco de escándalo en Italia de los médicos que recibían regalos, invitaciones a congresos en idílicas islas caribeñas y dádivas variadas de las farmacéuticas para que prescribieran sus medicamentos a los pacientes, me sorprendió mucho que esto en España, a pesar de ser de dominio público no fuese constitutivo de escándalo. Porque algún médico aficionado a la caza que yo conozco (también es un excelente médico, todo hay que decirlo, de esos que te ve entrar por la puerta y ya está extendiendo la receta porque ya sabe lo que tienes, el ojo clínico desarrollado a base de atender 10 clientes por hora, para mi quisiera yo una oportunidad así, como terapeuta) ha sido invitado a un congreso médico en Kenia (que no sabía yo que Kenia estuviese tan avanzada en medicina de familia).

Este problema se solucionará cuando se prohiba a los médicos mencionar nombres comerciales de medicamentos en sus recetas. El médico escribirá en la receta "Paracetamol, 500 mg efervescente cada ocho horas", a ser posible bien clarito para que el paciente no se sienta como un gilipollas a cuya espalda hablan, sobre él, dos personas en lenguaje raro. Y será el farmacéutico quien se encargará de despachar el genérico de marca blanca, o el medicamento de marca comercial y de decidir, en función de los descuentos y el margen que el laboratorio le ofrezca, si despachará Efferalgan o Frenadol Hot Lemon.

Ya sé que esto no le gustará a los médicos de ninguna de las maneras porque no todas las formas galénicas han sido sometidas a los mismos estudios de farmacocinética, de farmacodinámica y de eficacia terapéutica, de ahí que no sea tan simple la sustitución de una marca por un genérico, y mucho menos de un genérico por otro genérico y bla, bla, bla. Pero los farmacéuticos deben saber un huevo de farmacocinética, de farmacodinámica y de todas las cosas relacionadas con los fármacos, digo yo. La única diferencia entre un sistema y otro es que el paciente, en lugar de recibir el medicamento más adecuado para su salud versión 1.0 (que es el que pertenece a la empresa que es tan buena que lleva al médico de excursión) recibirá el medicamento más adecuado versión 1.2. (que es el que pertenece a la empresa que más margen da al farmacéutico). Todo por el bien del paciente, coño, que no os enteráis.

Supongo que algún día las diversas administraciones asumirán la responsabilidad de cuidar de sus administrados y no de los intereses de las empresas comerciales que van untando a todos los niveles desde la Universidad al Hospital, desde la Agencia del Medicamento hasta el último médico, del último pueblo perdido en el monte de la más despoblada provincia de España.

La Esperanza, lo último que se pierde. Que se lo pregunten a los madrileños.

Kikas dijo...

Fuego fatuo, te lo he puesto a huevo, ¿eh?
Simplemente un apunte, cuando tu y yo éramos niños, la sanidad no estaba descentralizada (A no ser que hablemos de edad mental en cuyo caso todavía no has llegado a la mayoría de edad, es cierto).
Y puedo asegurarte que me he pasado más horas en un consultorio médico que tú, entre otras cosas porque yo vivía encima. En la puta vida he visto ese cartel que mencionas. A lo mejor porque mi padre no tenía celo y no lo pegó. Con lo que tampoco estoy de acuerdo en que los médicos atiendan antes a unos que a otros (Sí que recuerdo, en el consultorio de mi padre, los representantes, como les llamábamos, haciendo cola como todo hijo de vecino)
Porque el primer error es que el médico no tiene clientes, sino pacientes. Y los laboratorios no son sus proveedores, sino los nuestros.
Por último, no a todos los médicos les hacen esos regalos. Sí a los que dispensan en hospitales, pero no a los que trabajan en pueblos con 1000 vecinos. Ahí cuesta más el collar que el perro y, los de los laboratorios son muy malvados, pero gilipollas no.

Gonzalo dijo...

EN Cameros, Kikas, EN Cameros. Los veranos de mi infancia (cuando las vacaciones de verano de un niño duraban de 4 a 6 semanas con los abuelos) los pasé en Torrecilla en Cameros. Allí también pasó -y sigue pasando- todos sus veranos mi madre, porque allí los pasaban, pero ya no desde niños, mis abuelos.

Precisamente mi abuelo Fernando, médico él, vocacional él como cuentas de tu padre, del que yo siempre he dicho qué "desde que murió mi abuelo, no quiero saber nada de médicos". Haré un aparte con tu padre.

De los 10 hijos que tuvo, 2 de los 3 varones siguieron la vocación. Mi madre de pequeña decía que sería médico como él, y él le decía "no, rubia, tú boticaria". Y así fue. Y además mamó la vocación.

Un día, hace más de 20 años, hablando con mi madre de lo que había pasado con una farmacia de una conocida, yo, inocente de mí, le dije: "vaya suerte que han tenido, ya te podían haber puesto a ti el consultorio al lado y te ibas a forrar". Mi madre me miró y me dijo "ese mismo día vendería la farmacia. A mí lo que me hace venir aquí son las vecinas viejecitas que necesitan que les escuche y aconseje. O las que si no les escucho yo, no lo hace nadie".

Fuego negro dijo...

Empiezo por darte la razón: el médico en la medicína médico-farmacéutica no es intermediario sino prescriptor. Por eso se supone (como el valor del soldado español) que no se deja llevar por otro criterio que no sea el bien del paciente. Por eso no debe aceptar otra remuneración que sus honorarios: para no dejar duda de que el carácter de su relación con el paciente es de prescriptor y no de comisionista. Si quienes dan consejos sobre que valores comprar en bolsa tienen la obligación legal de comunicar a sus clientes si tienen acciones de la empresa que recomiendan, quizá un médico que recibe regalos de una farmacéutica, lo debería comunicar a sus clientes, para que puedan hacerse una composición de lugar sobre los verdaderos motivos de prescribir "Efferalgan" en lugar de "Frenadol".

El cartel del que hablo estaba en el consultorio (no me acuerdo cuando empezaron a llamarse Centros de Salud) de mi pueblo. Era un cartel de tamaño considerable a todo color en el que creo recordar que se veía un tipo con un maletín. Dudo que lo hicieran sólo para el consultorio de mi pueblo porque el diseño y la impresión debían costar una pasta. Si nunca lo viste en el consultorio (quizá esto sólo es un problema semántico) de tu padre quizá es porque no era un consultorio (edificio de titularidad pública donde pasan consulta varios médicos, practicantes y enfermeras pagados por la Seguridad Social) sino una consulta, donde la autoridad es el médico, mientras que en el consultorio o Centro de Salud la "autorictas" de médico sufre frente a la "potestas" del director provincial del organismo competente (aquí hago un inciso para preguntar donde he hablado yo de descentralización o centralización en mi comentario anterior). Otra posible razón es que tu padre le faltase el Cello (la marca de la cinta adhesiva) y le sobrase el celo (el profesional) para saber a quien había que atender primero. Pero no lo puedo afirmar, porque la única vez que hable con tu padre me interesé más por su huerto que por su profesión.

En cuanto a tu afirmación en el primer párrafo de tu último comentario, supongo que en tu edificio vive algún psicólogo cuya proximidad te otorga por ciencia infusa el suficiente conocimiento para evaluar mi edad mental, del mismo modo que el vivir tantos años encima de la consulta (o consultorio, que esto no esta claro) de un médico (tu padre) parece que te otorga el conocimiento suficiente como para poner en duda mi afirmación sobre la existencia de un cartel en el consultorio de mi pueblo y sobre a quien atendían allí antes.

Te entiendo, yo he vivido dieciocho años encima de una tienda de ropa y eso me otorga clarividencia para determinar desde aquí la talla de tus calzoncillos.

Ni Carlos Jesús, el de Raticulín, oye.

Kikas dijo...

Joder, que casualidad!!!
Bueno, no te pediré más detalles porque nos lee mucha gente.
Te dejo una historia que me pasó por allí. Creo que era en San Román,pero tambien tengo la duda de si fue en Torrecilla, de donde era un marianista tutor mío de 8º, el padre Briones, Kinito para todos
http://dakipalla-kikas.blogspot.com/2008/04/todavia-hay-gente-que-se-fia-de-ti.html
Lo que aquí estamos comentando entre todos es que, efectivamente, hay gente para la que su trabajo es prestar un servicio público, cobrar por ello, pero ir un paso más que el de su mera obligación (Incluso como el del restaurante de mi historia), y esto, querámoslo o no, se está perdiendo a pasos agigantados
Un placer, casi paisano

Kikas dijo...

Efectivamente, Fuego abrasador, en el consultorio de mi padre mandaba...mi padre. A lo mejor ahí está el quiz del cartelito.
Acerca del conocimiento para hablar de tu edad mental, es fácil, conozco a una persona que en sus escritos y pajas mentales es parecidísima a ti. Mediante una relación transitiva (Matemática pura, sabes que soy ingeniero) Si este dice esto y tiene esta edad mental...este otro que dice lo mismo...tiene la misma
La verdad es que la ampliación de matemáticas se me resistió en la carrera, ¿Crees que en algo tiene que ver mis razonamientos, digamos eclécticos?

Fuego negro dijo...

Ya sé que crees que disparo con avancarga y así no hace falta apuntar, pero para que no creas que yo tengo algo personal contra todos los médicos te diré que el sistema sanitario actual ha situado al médico en una situación que por un lado, le impide ejercer su profesión y por otro, lo coloca a los pies de los caballos de las empresas farmacéuticas. Veamos como:

1. Los usuarios están convencidos de que cada vez que crean que un médico ha cometido un error hay que denunciar al médico, al sistema de salud, al Estado y a la Unión Europea. Eso con independencia de si la verdadera razón del problema pulmonar es el trabajo de veinte años en una mina de carbón y dos paquetes de tabaco negro sin boquilla diarios. Como consecuencia de esto, el médico, en lugar de actuar en función de lo que honestamente piensa que su paciente necesita, actúa en función de qué es lo que le ofrece un menor riesgo de cagarla, o para mejor expresarlo, de lo que, en caso de cagarla, tendrá menos consecuencias para su profesión, pues asume menos riesgo si su paciente se muere actuando conforme a las normas que si se cura saliéndose de ellas. El resultado es que el médico actua acongojado (lo que desde fuera el "usuario" percibe como arrogancia), y no le sacas del procedimiento oficial ni aunque esté convencido de que el procedimiento oficial no funciona.

2. La mayor parte de los fondos dedicados al la investigación médica y farmacéutica no proceden de los Presupuestos Generales del Estado o de las comunidades autónomas correspondientes sino de las empresas que fabrican los medicamentos. Eso pone una enorme presión sobre las Facultades de Medicina y los Colegios profesionales de la sanidad. Así cuando un nutrido grupo de médicos (médicos, no aprendices de Harry Potter, como he oído a más de uno llamar a los naturópatas) empieza a hablar de si no sería mejor controlar el uso de los antibióticos o de si convendría no obsesionarse con bajar el colesterol con fármacos cuando no hay otros factores de riesgo, no falta quien les dé un capón.

3. Y si sumamos que un Médico Interno Residente, después de superar una de las oposiciones más duras de España tiene un sueldo fijo de 800 Euros (que pueden redondear a 1200 con las guardias) y, por lo tanto, no les alcanza para completar su formación y un día un visitador médico de una farmacéutica le regala un libro valorado en 200 Euros o una invitación a un congreso de su especialidad, se pone más contento que unas pascuas. Así ya van los médicos aprendiendo desde chiquititos lo que les conviene. Que quien regala bien vende si el que lo recibe lo entiende.

4.Y si eso falla, siempre tenemos a la prensa que, convenientemente engrasada por los enormes ingresos que reciben de la publicidad y de los publireportajes, ayudará a modelar la opinión pública para que los clientes (de las farmacéuticas, no de los médicos, como bien has señalado) les digan a los prescriptores (estos sí son los médicos): "dejesustéenpazdehostias de agua y andar y mándeme las medicinas del colesterol, que yo tengo derechos".

Así tenemos los médicos que tenemos. No pueden ser de otra manera. Los hacemos así por acosarles hasta dejarles indefensos (punto 1), por no dedicar suficientes recursos a su formación (punto 2), por no pagarles el sueldo que merecen (punto 3) y, por tragarnos, como las píldoras que venden, las historias que nos fabrican ciertos periodistas por encargo de las farmacéuticas.

Y ahora, te dejo que te repartas los ingresos de publicidad con el 23 y me voy a mi cunita a chuparme el dedo.

Jimena dijo...

Estimado Kikas: dado que estoy enferma con una fuerte angina y un calor terrible en Salta, aprovecho y leo tu blog, me divierto mucho y hasta me animo a escribir un monton!!! sabes, mi padre es medico tambien, y uno de los buenos viejos medicos. Lo gracioso es que hace unos pocos dias me he dado cuenta de que esta "vocacion de servicio" este "sacerdocio" no solo involucro a mi padre, no fuimos ajenos ni mi madre ni sus 7 hijos. lo malo es que no elegimos nosotros eso sino que solo lo tuvimos que aceptar.
Siempre estuve orgullosa de que mi padre sea un medico reconocido en una oscura y pequeña provincia, aca todavia pasa que los personajes importantes del lugar son el cura, el medico, la directora de la escuela y el jefe de policia, pero en los jovenes ya no se da, en mi genracion al menos.
pero de repente vi que no tengo recuerdos de mi padre en mi infancia, recien aparecen a los 10- 12 años, y sí me acuerdo eso de respetar la sagrada profesion de el, mi madre era la encargada de velar de que todo estuviera perfecto para que el pudiera practicar su deber, pero no habia ni fines de semana , ni papa en los actos del colegio, ni juegos juntos, salvo en vacasiones, uy!!! cuanto resentimeinto me sale, pero es que de burra vieja me siento engañada, tal vez con mis hermanos menores las cosas fueron distintas pero conmigo la mayor, fue un padre ausente, y guay con decir esto en publico por que me matan, y en hoguera me condenan , mis hermanos y familiares y los que conocen a mi padre. Pienso que las elecciones a veces no son faciles, mi padre es un excelente medico pero como padre no fue el mejor conmigo al menos, tal vez si fue lo mejor que pudo, pero todavia estoy dolida con el por que siento que me dejo sola muchas veces y hoy nuestro dialogo es casi imposible, solo hablamos de politica!!!
Yo no tengo hijos, todavia, no se como es ser padre, solo se como es ser hija, y Kikas tal vez ser hijo de medico sea todo un tema. Y mas de un personaje que tiene la vocacion tan marcada. Mi padre todavia ejerce pero ya le queda poco por retirarse, no se si lo hara definitivamente, esta viudo y su consultorio es su contacto con el mundo. No viaja a congresos caros ni recibe regalos, ni tiene autos nuevos ni cosas caras. De alguna manera es como un caballero de armadura que lucha por la dignidad de sus enfermos.
Como padre, me ha dado muchas cosas pero no todas las que mi ego de hija quiso, lo bueno es que ya soy grande y hace tiempo que vivo sin su cuidado y lo hago bastante bien.
tambien pensaba, Kikas, que tu hijos no son hijos de medico y comparten con vos noches bajo las estrelllas aunque se vea una sola. Estoy segura de que ellos no te van a reclamar que los dejaste solos.
Saludos desde allende los mares.
JImena

Kikas dijo...

Estimado Fuego infumable;
Veo que quieres polemizar con mi persona y eso es de las cosas que más placer me proporcionan (Ojo, he dicho de las que más, no la que más, que te conozco)
En efecto, esta es otra de las costumbres yankis que hemos importado. Demandar al fabricante de microondas por meter al gato a secar en el mismo, despues de un baño, ya que las instrucciones no indican que no se puedan meter gatos. Y ganar la demanda, que es lo que más cojones tiene.
No sé quien es más limitado, si el demandante o el juez, y como es americano al juez le va a resultar un poco peliagudo empurarme por desacato (A menos que Zapatitos no haga otra filigrana jurídica para llevarse mejor con B Hussein Obama)
A resultas de aquello, el médico que antes era infalible, ahora es un pim pam pum, con lo que ellos se protegen y los que pierden son el resto de mortales.
En lo de los sueldos no me meto. Eso se llama mercado y esos médicos que ganan 2000 € tienen toda la tarde libre para sus consultas. Y si ninguno lo hiciese no pasaría nada, pero es que lo hacen muchos, o sea, que dejemos el tema de los sueldos en paz, que yo puedo hablar y no parar de estupendos ingenieros con tres idiomas ganando 1200 € al mes, y no lo hago. El que va a la medicina a hacerse rico no es el destinatario de esta entrada. Si acaso es el receptor de muchas consultas de liposucciones, implantes de silicona y demás, y perdóneseme el ramalazo machista, pero es la pura realidad.
Luego tenemos a la industria farmaceútica. Pero si no podemos con los chorizos locales de las recalificaciones, pedir a nuestros políticos que puedan con la industria farmaceutica me parece más infantil que tu edad mental, incluso.
Respecto de la prensa, pues ya vemos. Si Cebrian no tiene pasta para una tele de pago pues se monta un cristo contra el gobierno. Cuando lo tenía, el gobierno era buenísimo. O sea, que va en el mismo saco que las farmaceuticas, o peor, que siempre se habló de como se untaba a los críticos taurinos, pues imaginate cuando hablamos de cosas serias.
O sea, que no sé si estoy polemizando contigo o estando de acuerdo. La verdad es que eres único confundiéndome

Kikas dijo...

Estimada Jimena, tenga cuidado que esto engancha.
Efectivamente, en mi infancia, las autoridades del lugar eran esas que usted dice, pero aquí sustituiamos al policia por la Guardia Civil. El boticario del pueblo tambien entraba.
Nada tiene que ver la profesión con la dedicación a la familia sino que, antiguamente, los padres se suponía que no se ocupaban de los hijos, solo de facilitar el sustento. O sea, que su padre hacía lo que hacían los demás. Nada tiene que ver la profesión ya que, supongo, él pasaría más de una tarde y más de dos en el casino jugando a las cartas.
Yo, que no sé si soy padre pero estoy seguro de haber pagado dos bautizos (Hay cosas que los hombres nunca debemos dar por hechas) procuro dar a mis hijos un poquito de calidad. Si bucea en esta página observará que se habla mucho de viajes. Yo he viajado compulsivamente durante más de 10 años, y mis hijos sabían de mí por una foto que mi mujer les enseñaba de vez en cuando. Eso sí, me preocupo de sus estudios, salgo en bicicleta si se puede, o les llamo diariamente allá donde me encuentre. Pero he de reconocer que el sostén familiar es su madre.
Sí he de insistirle que, como me ha pasado a mi, procure encontrar, todavía que puede, un punto de encuentro con su padre por muy dificil que le parezca. Ninguno de ambos se arrepentirá.
Una hemorragia de placer volver a saludarla

Jimena dijo...

Estimado Kikas, de verdad que he de tener cuidado por que esto engancha y su hemorragia de placer es tan exagerada como expresiva.
Si, voy a seguir su consejo, no se bien cuando pero lo haré.
De repente, desde mi cama donde estoy, con esta angina que no es nada pero para mi es todo, pensaba justo en lo que un medico significa para el doliente.
Y me doy cuenta de que gracias a Dios soy bastante sana, pero la veces que necesite uno ,no solo curaron mi enfermedad sino que me dieron algo mas, tiempo y compacion. Se dieron ellos. ( y que nadie piense lo que no es!!!!)Nunca senti que molestara, y aunque el dolor siguiera el solo hecho de haber ido al medico siempre ayudaba a que empezara a sentirme mejor. No conozco otra clase de medicos, pero aca se escucha lo mismo que leo, Sera que los medicos nuevos no tienen vocacion de servicio? o solo es un negocio mas? por que aprovecharse del dolor ajeno o ser indiferente a el, que es? como se lo nombra? En fin kikas que me fui al carajo como se dice por aca!!! igual te dejo las preguntas, no se si seguira tu placer de ahora en mas. Saludos
Jimena
PD, se que mi ortografia es terrible, pero es un defecto genetico!! disculpas

Kikas dijo...

Sabía Jimena, que su paseo por aquí algún motivo había de tener y es que claro, usted se encuentra enferma. Ha entrado en internet buscando médicos y ha dado con este humilde rincón. Es un palo a mi vanidad pero intentaremos hacer de la necesidad virtud;
No se preocupe de su ortografía. Supongo que le viene porque nunca pudo entender la horrible letra de médico de su padre, y hay cosas que pasan cuando no tenemos referentes.
Estoy encantado (Y sé que el Jevy más) de poder seguir contando con su visión desde el otro lado del Charco, aunque aquí a los argentinos les hemos dado más de un capón, empezando por mí que no me escondo.
Pero le recomiendo que si tiene tiempo y le apetece, vaya al principio del blog, allá hace año y medio. Historias, casi todas reales, que me acontecieron en muchos paises. Tambien en Argentina. Supongo que, si no le curan por aburrimiento, lo harán por alguna otra razón, que lo que no mata engorda.
Le deseo que se reponga y continua la hemorragia. Habré de buscar un torniquete

Jevy dijo...

Jimena, no haga mucho caso a Kikás cuando le hable de política. Es que no hace mucho quiso que le dieran un cargo de alcalde en su pueblo y le preguntaron lo que quería para arreglar los problemas de la villa, si un garrote o un ladrillo. Él, que es ingeniero, propuso aplicar la lógica Wittgensteiniana, con lo que los del pueblo le corrieron a gorrazos (bueno, a él a txapelazos) y ahí se acabó su carrera política. Por eso ahora está rabiado.
Yo viví el precorralito, y asustaba. Octubre de 2000. Recuerdo que el último disco de Los Chalchaleros en estudio, "Todos somos Chalchaleros", que era doble, me costó en una disquería en Córdoba 32 dólares, que eran 32 pesos. El dólar estaba a casi 210 pesetas. Y yo pensaba: "con los sueldos que ganan acá, ¿quién puede comprar un disco?". A los dos meses, el tema reventó, y un amigo uruguayo afincado en Suecia (de la época en que los dictadores latinoamericanos, como en su época Franco, pagaban "becas" para ir a vivir fuera) estaba allá y las pasó canutas. Su tarjeta Visa (que no MBNA) no valía ni para pagar (nadie aceptaba nada que no fuera "cash") ni para sacar dinero (corralito). Total, que casi se tiene que poner a pedir en la calle, a sus más de 50 años y con una saneada cuenta bancaria en Kista (Suecia). Con lo que imagino lo que fue para los argentinos.
Por eso, yo nunca pienso que nuestra vida está hecha. ¿Quién sabe si en 20 años España no vivirá un corralito y nos vamos todos al carajo? Por eso, disfruto ahora de mi dinero, y si mañana no hay, pues a arar la tierra...
Por cierto, Kikás, que en diciembre-enero te superaré, voy a dos países en los que creo que no has estado: Bhután y Bangladesh. Y otro que sí has visitado y admito sugerencias: Malaysia. Ya me dirás.

Kikas dijo...

No me meteré, estimado amigo, en matizar tus recuerdos, porque todo lo que digamos es poco. Sí que creo que me debes una entrada de esos tres paises para poder aumentar, aunque sea con trampa, la lista, ya que hace dias que no incrementamos la lista de paises desde los que nos han visitado a todos los que hacemos el blog.
Sí te diré que nunca he querido ser político. No tengo estómago para ello. Los que me conoceis sabeis que disfruto estando en la oposición. Cosa poco interesante economicamente, pero muy saludable mentalmente. Tener una conciencia crítica ayuda al intelecto.
Jimena apuesto que alucinará con tu vasta (Con V) cultura musical argentina.
Con respecto a Malasia, recuerdo la Isla de Tioman, donde llegabas en barco. Dejabas toda la ropa en la recepción de algo que se asemejaba a un resort y te llevaban a cabañas en la playa donde, si querias, no veias a nadie hasta que te ibas. Incluso la comida te la dejaban en la puerta de la cabaña. Y eso yendo con un compañero, con una compañera debía de ser la leche ;-)

Jimena dijo...

creo que si dejo volar mi imaginacion, jevy, me puedo ver a Kikas como candidato a alcalde, ahora no se como serian sus discursos para convencer a la gente, pero para ser ingeniero le aseguro me sorprende la "labia" que tiene,creo que tan mal no le iria.
hay algo que le quiero contar jevy, a esos personajes que menciona, como el Cuchi leguizamon o a Abel Monico saravia, los conozco mucho, de cuentos sobre todo, y tengo una anecdota, Hace como 20 años Abel Monico estuvo muy enfermo y estaba mas del otro lado que de este y mi padre era su medico, y cuando veia que Abel ya no queria luchar mas, mi padre le dijo que no se podia morir por que le tenia que hacer un apero de gualiama, que es la montura que usan los gauchos a caballo, y Este buen Hombre se repuso, le hizo con sus propias manos la montura y con ella un verso lindisimo, que prometo mandarle si le interesa, por que cuenta paso a paso cada parte del apero y de que esta hecho.
Lo que si se en este momento es que me esta dando un poco de envidia de que puedan salir de viaje, nosotros tuvimos una epoca, la del uno a uno, durante casi 10 años con el dolar a un peso, podiamos viajar pero ahora el dolar esta a casi 4$ y el Euro a casi 6$ asi que las distancias se nos agrandan, pero a uds se les achican.
Aca en salta, hay una casa vieja de finca (granja) que quedo en medio de la ciudad, y hoy es un restaurante, en ese lugar se arman todas las noches guitarreadas, ahi pasaban sus noche bajo los embrujos del tinto salteño los poetas como El cuhci leguizamon o abel monico, Castilla, jaime davalos etc, cantaban y escribian, y se chupaban hasta el agua de los floreros. Hoy esa tradicion sigue y todos los jovenes salteños , amantes del folclore van a cantar ahi, y es muy lindo, es algo espontaneo , no armado para turistas, aunque estos van, nunca se quedan hasta que salen los fastamas de los poetas e impregnan el aire con sus cantos melancolicos y picaros. En ese lugar algun dia estimado jevy espero encontrarlo, junto a su familia, y oiremos musica, tomaremos vino y los viejos fantasmas nos acompañaran en el canto.
Ah!! me olvidaba, lamento darle una mala noticia pero uno de los del duo salteño estuvo muy grave le dio un derrame cerbral la noche antes del recital, para el cual habia sacado entradas como un mes antes. pero parece que se va recuperando, al menos ya habla.
Y Don KIkas, que es lo vio en malasia? como es la gente ahi? que tal las comidas y las casas? o solo conoce los hoteles cabañita?
ah! Y otra cosa que me olvidaba, por supuesto que el estar enferma hace que pueda estar mas tiempo enchufada a este sutil medio de comunicacion, pero no buscaba un medico, al menos no uno fisico, tal vez uno del alma, y que me cure el tedio de este dia, y lo encontre!!!! usted kikas me ha permitido divertirme, pensar, reirme y conocer amigos ademas de lugares, dos de las cosas que mas me gustan.
saludos

Jevy dijo...

Jimena: de todos esos personajes que me habla siento gran admiración. El barbudo, el Cuchi, Jaime Dávalos con su voz penetrante... Don Abel debía ser todo un personaje, porque decía mi amigo Martín: "Cuando yo no sabía que el tío Abel había compuesto La cerrillana, al oír el estribillo me dije: "Esto debe ser del tío", y ¿sabe por qué? Por la frase de: "¿Cómo olvidarte Cerrillos, SI POR TU CULPA TENGO MUJER", en vez de dar gracias a Cerrillos...". Un personaje.
Por supuesto, sueño con mi viaje y con el de mi familia a Salta, Jujuy, Tucumán, Catamarca, Santiago del Estero... Pero creo que viajaré en primavera, alguna vez que me pille un permiso sin sueldo. Porque viajar en nuestro verano es un poco fresquito para ir al sur, y viajar en nuestro invierno es un suicidio si se va a Catamarca o Santiago.
Me hace gracia cuando oigo una canción de Cuti y Roberto Carabajal, que dice: "Vengo de una tierra abrazada por el sol", pero que al sesear, suena "abrasada por el sol", y es que así también adquiere sentido. Me imagino a un santiagueño, en su patio i'tierra, a 48º a la sombra, con menos ganas de mover una oreja que de bailar una chacarera, como para ir yo allí a echar un "Déjame que me vaya"... ¡me echan a garrotazos!
Un saludo

Kikas dijo...

Estimada Jimena,
Que un argentino elogie mi labia lo considero un auténtico halago. Eso debe de ser como si Arzak elogia la textura de mi tortilla de patatas, no sé si me entiende.
Los ingenieros no han de ser gente que solo sepan de matemáticas. Eso es una especialización. Lo otro se llama cultura general y leer, leer mucho.
Y preguntar si se viaja, y si se tiene la suerte de haber viajado tanto como yo, preguntar mucho tambien.
Por lo demás, gran parte de los problemas que ustedes tienen ahora provienen de la época de la paridad. Que ustedes se pensaron que eran más ricos que los ricos. Eso servía en una coyuntura económica muy concreta pero, cuando toda una generación es educada así, luego surgen los problemas, porque no era real, era ficiticio.
Y la situación actual es a lo que les ha conducido la anterior, aderezada con unos cuantos ladrones metiendo mano en la caja.
Por lo demás, yo si he de ser médico, soy carísimo. No se lo recomiendo. Casi mejor lo dejamos en que me gusta hablar con un argentino y decirle lo que pienso de lo que les sucede sin que me diga que yo de eso no sé porque no soy de allí (Eso sí, si dice lo mismo alguien de Córdoba, esa verdad va a misa).
¿De Malasia? Si se da una vuelta por este rincón encontrará entradas de los cinco continentes. No quiero parecer petulante pero he cerrado buenos negocios allí. Habré ido unas 15 ó 20 veces. Malasia es una sociedad plural, con unas mujeres bellas protegidas por un pañuelo (Pais islámico) y la mejor relación calidad-precio en los hoteles del mundo. (Algo he escrito acerca de ello)
Capaz de erigir edificios como las Petronas y con esa mezcla en los locales del sudeste asiático en el que se mezclan sin molestar, ejecutivos, turistas y prostitutas, y a nadie le parece mal porque nadie está con quien no quiere, tan diferente de nuestros locales donde si van turistas es para guiris, si van ejecutivos te clavan y si van prostitutas quiere ir todo el mundo pero no te pueden ver.
Estamos esperando la invitación oficial para ir a Salta, que somos muy formales por estos lares. Antes de enviarla, paséese por aquí y observará fotos del Jevi y mia, además de otra fauna diversa. Luego, una vez allí, no se admiten reclamaciones.
Espero que se levante mejorada de su angina, y con buen humor
Un casto ósculo

Kikas dijo...

Jevy, me está entrando un ataque de cuernos!!!
¿Me invitarías a cantar en Salta contigo? Sabes que de guitarra voy mal, pero tengo una voz rota muy sentida...y cantar contigo me gusta.
Por cierto, que ya es hora de que nos veamos este año

Jimena dijo...

AH!!!! NO!!! Muchachos, que es esto de que se me celosean por que invito a uno o a otro y de que cuernos me estan habalando??!! Pues he de aclarar a Don Kikas que no soy celosa pero tengo un Don Gonzalo que lo es bastante, y no es el de su blog presisamente!!! asi que no nos digamos demasiadas cosas no vaya a ser que como dice usted todo se sepa!!!
Gracias a Dios y a todos los santos hoy amanecio por este lado del charco, fresco!!! de ayer a hoy bajo la temperatuar 20°C y esto sabe a gloria!!! Y mi angina se fue tambien, gracias por preocuparse.

Sabe, Don jevy, que en Santiago de Estero hace calor siempre!!, no recuerdo nunca haber cruzado esa pcia sin calor, en cualquier epoca del año y a cualquier hora del dia. Es terrible, pero lo mas increible de todo es el amor de los santiagueños por su tierra, le cantan y le lloran ausencia de una forma muy sentida, sera por que es tan dura la vida , no lo se.
Yo, humildemente, recomendaria otoño mas que primavera para visitar esta zona, o invierno, por que tenemos inviernos muy templados, con sol, sí hay mucha amplitud termica, al amanecer te pelas de frio y a medio dia te asas como un pollo, y al anochecer de vuelta el frio. En verano, lo lindo que tiene es que la naturaleza se pone exultante, de un verde orondo, frondoso, abundante y el calor no es excesivo por que las lluvias lo atemperan, por aca los peores meses son octubre, noviembre y diciembre, por que no cae una gosta de lluvia desde marzo, tenemos clima monzonico.
Y me quede pensando Don jevy, tan prolijo como dice Don kikas, por que carajo ( perdon!) le gusta tanto el folclore del norte Argentino?? A mi me gusta por conozco de que habla, lo siento en la sangre y me emociona, soy parte de esto, del monte, los gauchos, la luna bajo las estrellas, los cerros, el arenal de Anta, el bramido de un toro, el rugido de un lazo en una quebrada, no se, cuenteme, por favor.

Jevy dijo...

Por partes: Kikás, celosón no te pongas. Ya sabes que mi conversación es versátil, y ante una salteña, sale mi vocación folklórica.
Si sale ese viaje, te llevaré. Siempre se necesita alguien que cargue con los aperos, que cuando volví de Ezeiza en 2000, me llamaban "El ekeko". Me volvía con un bombo legüero, mi guitarra, más de 120 CD's, varios LP's viejos de disquerías de Bs As, más una maleta voluminosa. Casi ocupaba más el equipaje que mi cuerpo. Sin casi, seguro que abultaba más.
Lo de vernos este año está hecho, pero hay un problema: como estoy ahorrando (el viaje ahora mismo es Bangladesh-Bhutan-Malaysia) y tomamos (versión argentina) 15 días sin sueldo, pues no está en los planes ir por Madrid, porque cada vez que vamos, gastamos. Queríamos ir al Festival de Otoño, pero la obra que queríamos ver, de Lepage, está completa.
O sea que ya sabes, en León tienes casa y cosas por ver (de la provincia o más capital).
Jimena: además de que me debe unos versitos del tío Abel, que por supuesto que querría ver escritos, le cuento.
Una de mis principales aficiones, algo abandonada ahora, es cantar y tocar la guitarra. Hace años comencé a cantar alguna zamba que me enseñó un compañero de la Tuna: "Angélica", "Quiero tu voz"... Con el tiempo, fui queriendo conocer el folklore, empecé a buscar todo lo que podía conseguir, fui conociendo gente con la que intercambiaba discos, fundamos un grupo en internet de amantes del folklore argentino... Y la verdad es que me especialicé. Para mí, lo principal fue la entrada en el folklore de autores como Dávalos, Castilla, Mendicute, el Cuchi, Tejada Gómez... Las letras de muchas canciones tienen categoría literaria, y a mí me encantaba cantarle a las chicas, más que otras cosas, un "Angélica", un "Alfonsina y el mar" o un "Perfume de carnaval". Con el tiempo, la afición se convirtió en devoción y coleccionismo. Y en 2000 cumplí parte de mi sueño: ir para allá. Me falta viajar al norte, al litoral y al sur (pero sobre todo al norte) y estar alguna vez en las nueve lunas de Cosquín. Eso será un sueño. Al menos, ya tengo quien me lleve la maleta...
Un saludo

Jimena dijo...

Estimado Kikas: aprovecho que esto esta tranquilo y escribo. Ya de vuelta al yugo, despues de un dia en cama pensaba en ud, y no se ilucione demasiado, es que vi en la tv que en la Universidad Catolica de Salta han inaugurado la carrera de Ingenieria en telecomunicaciones y como vi que ud es eso, pense que tal vez le interesaria, si tiene un tiempo y a la univ le interesa tener por un semestre un profesional capsitado en un tema que ellos son noveles, no se, divagues, y asi podria venirse con Don jevy a Cantar folclore con todos mis amigos fantasmas y tomar del vino de Salta que es muy bueno.
Tambien pensaba en que la epoca de la paridad si que fue un delirio, la sobervia se nos habia subido mas alla de la cabeza, en esa epoca estudiaba yo en Zaragoza y me sentia que venia de un pais desarrollado, pero duro poco , y asi la estamos pagando ahora.
Y asi es que a mi presupuesto le resulta imposible salir mas alla de Bolivia o Chile, y arañanado!!!
Mientras sigo soñando con Malasia, y me gustaria saber mas, por que oi decir que el tipo de gente malayo es de una gran belleza tanto hombres como mujeres, pero fuera de los libros de Sandokan que devore en mi adolescencia no se nada de ese pais.
Y como estoy bastante fiaca, debido a mi convalescencia por la angina, estoy esperando que usted me cuente.
Esto de las diferencia de horario es bastante raro, todavia no entiendo bien que horario me aparece la pag, si el suyo o el mio, soy un poco burra para esto de la cibernetica.
hasta pronto.

Kikas dijo...

Estimada Jimena, usted ha tenido un día tranquilo más yo creo que lo he tenido asaz complejo, y por ello me pongo al ordenador (Computadora le dicen ustedes), a estas horas;
Veo que usted quiere que yo le haga el trabajo sin sacrificarse. Haremos la excepción por ser recien llegada y le recomendaré una entrada, de este mismo blog, en la que debatíamos acerca de la mujer occidental, hombre oriental y viceversa, que veo que le interesa la antropología asiática:
http://dakipalla-kikas.blogspot.com/2008/03/las-parejas-mixtas-de-jamon-y-queso.html
Si esta interesada en otro pais, estoy seguro que encontará entradas para el mismo, Nueva Zelanda, Israel, Sudafrica, Singapur, China, Japón, Rusia, Noruega, Suecia, Cuba, Colombia, Argentina, Paraguay, México, Venezuela, Brasil, Omán, Estados Unidos, Vietnam, Indonesia, Tailandia, India, Polonia, Hungria, en fin, no cuento los de Europa. Bucee en esta página que seguro encontrará lo que busca.
Por otra parte usted no se moleste. Con permiso de mi santa, le dejamos al Jevi con Gonzalo y, mientras él se duerme (Gonzalo) usted me enseña las maravillas de su ciudad. El Jevi se realiza pues le puede dar el tostón a alguien a quien la buena educación le impide decirle que se calle de una vez y yo descubro maravillado sitios inolvidables. Es lo que se llama un Win-Win deal.
Por otra parte, aunque profesional de éxito (Bueno, ultimamente me azotó la crisis como a tantos) mi carrera universitaria es más bien regular (de mala, no de consistente). Dudo mucho que un grupo de gente tan endogámico como el universitario estimase interesante mi aportación, aunque les hablase del mundo real, que conozco y bien, y no de presupuestos académicos que nunca se cumplen.
Por último, si a usted le parece raro el horario que aparece en los comentarios, echémosle la culpa al imperialismo español que en mi habita, que no se le ocurrió mejor idea que plantear el horario español en este blog, habiendo podido utilizar el horario de las islas Samoa para que muchos samoanos se sintiesen como en casa.
La hemorragia de placer continua, y siento que me desangro

Kikas dijo...

Jevy, no te confundas. Soy un gentleman. Yo te acompaño, pero la maleta nos la lleva Bautista como de costumbre, que ya soy mayor para cambiar mis hábitos y con el trabajo manual me salen ampollas (Que mala rima tiene eso)

Jimena dijo...

Mire Kikas, me parece bien que haya tenido un dia pesado, pero yo no tengo la culpa, y no se ponga como loco por lo del horario, que asi no lo voy a sacar a pasear como no sea a la hora de la siesta y por Santiago de Estero!!!

Ah! y lo de la universidad se lo decia por que me llamó la atencion lo de telecomunicaciones que no sabia era una rama especifica de la ingenieria, perdone mi ignoracia, como soy ing agronoma me quedé tierra adentro y se me escapó el adelanto. Y ademas ¿como sabe que no le interesa a los salteños tener un "gallego" experto en comunicaciones auqnue sea para presumir?? digame, ah!?
Ah! y me olvidaba, intenté leer los viajes, pero no los encontré, y ni se le ocurra decir ni pensar nada acerca de mi brutez, solo guieme para buscar, estamos?
uy! me parece que me salio algun ancestro malaonda, no sera de por su zona Kikas?

Anónimo dijo...

La historia se repite:

Recuerdo de pequeño escuchar cómo el padre de un amigo mío contaba enfurecido de lo único que se ha arrepentido en su vida (con dos cojones)

Contaba que su padre en la cama, moribundo, le pedía un cigarrillo, y él se lo negó "Te va a sentar mal".

Al día siguiente murió su padre. Dice que jamás se lo perdonará. Quitarle a su padre ese último goce que le quedaba.

Kikas, eres un fuera de serie.

Don 23 dijo...

El que se va a poner celoso soy yo, que en esta entrada entre Gonzalo, el Marqués, Kikás, Doña Jimena (que como buena argentina le da a la húmeda que mete miedo), el Jevy (que cuando le tocas una zamba bien rasguiada y bien golpiada, no para hasta que se queda afónico) y mi otro yo, que como está ayunando está como una moto, no me habéis dejado meter baza, me cago en la leche.

No quisiera retirarme esta noche a mis aposentos sin agradecer a Doña Jimena lo interesante de sus aportaciones, darle la bienvenida al diario más interesante del ciberespacio y agradecerle el exquisito respeto con que nos ha tratado a todos, llegando incluso a tratar con Don a cuantos se ha encontrado por aquí. Vamos, que no podríamos llegar a más.

La frescura de su prosa salteada me ha inspirado unos versos que he escrito a salto de mata. No mire usted la métrica ni la rima sino la intención. Ahí van:

Desde Salta doña Jimena
nos puso a todos con don,
ay esto que mal me suena
mi doña, pido per dón.

Don Gonzalo, don Jevyto,
don Fuego, don Marqués,
don Kikás y al que suscribe,
le llama don veintitrés.

Ay, ay, ay
Doña Jimena de Salta
Ay, ay, ay,
arrojado a sus pies
ay, ay, ay,
Doña Jimena de Salta
ay, ay, ay,
se despide don veintitrés.

Hala Jevy, ponle musica de zamba y vamos a medias en los derechos de autor.

Don 23 dijo...

Aquí el maestro Néstor Ausqui nos pone al día de los ritmos del norte de Argentina, zona del país donde vive Doña Jimena.

http://www.youtube.com/watch?v=ROUhbO0UN9g&feature=related

Pensándolo bien no se yo como voy a encajar el ripio de antes en la zamba. Va a estar complicado.

Mejor lo consulto con la almohada.

Malvi dijo...

Hola; es la primera vez que entro en este blog por consejo de un amigo, y lo cierto es que me gutsa mucho lo que escribes, me haces pensar muchas cosas.

En este caso, la historia de tu padre me recuerda a la del mio, solo que yo con el mio me llevaba bien, era la niñita de sus ojos.. jaja y lo sigo siendo, creo.

La familia de mi padre es toda de maaestros y unos cuantos biologos. Yo me he ido por la rama de la ciencia, prefiero trabajar con la sangre en un laboratorio que con niños en una clase. jajj

Pero es cierto que la vida de un medico, marca la historia de cada uno. Mi abuelo marcó la vida de muchos de sus alumnos... y así.

El que escribas de tu padre, que parece no te llevas bien es muy bueno por tu parte, y mejor aun pienso que dentro de tí lo admiras. Aunque os lleveis mal o no tan bien como deberiais.

felicidades por el articulo, me ha encantado

Kikas dijo...

Efectivamente, Jimena, la malaonda debe de ser de por allá, porque Villarcayo no se encuentra lejos de donde me críe y eduqué y, aunque pensaba que más de 25 años después de salir de allí serían suficientes para no detectarlo, veo que después de 500, en su caso, no lo han sido para que se esfumase de sus genes. (Y ahora entrará gente de Villarcayo soliviantada por la nefasta publicidad sin darse cuenta que es mejor que hablen de ti…aunque sea bien ) ;-)
Yo no voy a enseñarle a leer, Jimena, que creo que ya soy mayor para eso. Sin embargo le indicaré que este blog, en principio, se creó como blog de mis viajes y anécdotas. Si va a la derecha de la página y pincha en Archivo en el año 2008, y va al final de la página después y pincha repetidas veces en entradas antiguas, llegará al inicio de los tiempos y podrá leer de abajo hacia arriba en orden correlativo.
Si pincha en viajes, a la derecha de la página, le saldrán todas las entradas de viajes y se perderá unas muy interesantes entradas, trufadas de jugosos comentarios, de la época Universitaria o de anécdotas laborales.

Supongo que “cortando y pegando” el enlace de las parejas mixtas de mi comentario anterior habrá llegado a esa entrada. Si no lo ha conseguido me temo que usted es un caso mucho más difícil del que a priori pensábamos.
En fin, usted sabrá qué hace con su tiempo.
Supongo que lo de gallego lo dice porque trabajé 7 años en una empresa gallega. No me imagino que, debido a la abundancia de estos, se nos pueda llamar gallegos a todos los españoles en su lindo país. Me parecería una inexactitud histórica en la tierra del verbo florido.
Usted consígame unas conferencias en la Universidad, con viaje pagado, por supuesto, y yo veo la manera de entretener a Gonzalo con el Jevi a ver cuanto tiempo aguanta sin dormirse, Gonzalo, se sobreentiende.
Imagino que debido a sus estudios, tendrá en el jardín de su casa una linda plantación de tomates igual que yo, en el garaje de la mía tengo un práctico plató de televisión. Si no es así le doy tiempo para que la diseñe y estructure, que no sea que luego perdamos el objetivo primordial del viaje que es optimizar y rentabilizar nuestras respectivas haciendas.
Nada más por el momento, que esté pasando un día fresquito, que en Madrid está soleado pero agradable.

Kikas dijo...

Anónimo, lo que no sabe el padre de tu colega es que el suyo, en cuanto se fue de la habitación, abrió la mesilla porque debajo de la biblia guardaba un paquete para emergencias.
Que la necesidad hace espabilar las neuronas.
Pero lo peor no es que no le diese el último goce a su pobre padre, lo peor es que el padre se murió cagándose en el día en el que engendró al retoño. Y ese sí que es un mal pensamiento para irse al mas alla.
Moraleja, como apunta Gonzalo, para tres días que dura la vida y uno es de mili, no nos pongamos soviéticos. (Ahora vienen los soplagaitas del Gobierno del buen rollito y nos cierran el blog por atentar contra la salud de las personas)
¿Alguien se acuerda de la Gripe A? ¿O como los de la Gaviota andan copando los telediarios ya no interesa hablar de ello para no distraer?

Kikas dijo...

Ya te echaba en falta, 23 (Eso de Don no te lo mereces que es un tratamiento que uno se gana con el estudio, y a ti eso siempre te faltó)
Darte las gracias por el elogio al blog, aunque todos sabemos que es un elogio interesado, ya que compartimos ingresos publicitarios.
Por lo de los derechos de autor deberéis de hablar con la casa discográfica, y me temo que, en este caso, la ventanilla es la de mi casa. O sea que ya estás haciendo cola, Don Con-dón (Tambien me gustan las rimas) ;-)
Con respecto a Doña Jimena ¡menudo descubrimiento! Le damos un poquito de confianza y nos pone a barrer a todos. No me gustaría ser mata tomatera en su plantación ¡Menudo estrés!

Kikas dijo...

Estimada Malvi;
Antes de nada agradecerte el que te dejases caer por aquí.
Comenzaré con la advertencia que se hace a todo recién venido a este rincón. Aquí estamos para pensar y reírnos. A partes iguales…o diferentes, que diría Rajoy. Nos damos caña los habituales, siempre con la intención de despertar una sonrisa. Si vienes de blogs de buen rollito en los que todo el mundo continuamente se dice lo buenos que son todos….te has equivocado de sitio.
Aquí disparamos contra todo lo que se mueve, o sea que ponte detrás de una pared. Y como veo que no tienes parapeto delante, te avisaré para que cambies de amigos. Si hay alguien que te ha recomendado venir por aquí es que no te quiere bien. Yo solo aviso ;-)
Una vez soltado este disparo de advertencia ;-) comentarte que, efectivamente no me he llevado bien con mi viejillo, pero no me gustaría que cuando él falte (O yo, vete tú a saber) tenga el resquemor de no haberlo intentado.
Los antiguos maestros (Por cierto, qué palabra más bonita) es otra de las profesiones de auténtica vocación. Ahora supongo que también existirán, pero con tanta LOGSE y tanta historia, me temo que abundará sobremanera el que anda por ahí porque no tiene otro sitio…y que se pasen las horas de clase rapidito.
Pasa como con la Seguridad Social:Si cualquier desgarramantas, zote como él solo, va al cole a pedir explicaciones al profesor por reprender al gandul de su hijo, pues que se jodan el padre y el hijo, y que lleguen a la mayoría de edad (La del padre la mental) siendo todo lo burros que quieran. El problema es que un país con estos presupuestos se empobrece irremediablemente.
Que tiene cojones que en los consultorios tenga que haber avisos de que agredir a un médico conlleva pena de cárcel. Pues lo mismo con los maestros. Pero como los niños (bendito Herodes) son menores de edad, pueden abortar sin decírselo a mami pero no se les puede meter 1500 horas a limpiar letrinas para que espabilen.
Perdona Malvi, hoy no he tenido un buen dia ;-)
Por cierto, 23 que va a medias conmigo en la publicidad del blog (perdón, Don 23, que tenemos una nueva lectora argentina muy cumplida), se está desollando las manos de tanto frotárselas al ver semejante número de nuevos lectores

Jimena dijo...

Estimado Don 23:
Ha sido un honor ser la musa inspiradora de sus versos, y me siento muy contenta de su bienvenida, y la verdad es que entre Sorolla y mi angina me lo he pasado divertidisima en este blog.
Y si, para que lo voy a negar me encanta escribir, pero sobre todo he descubierto que me encanta este dialogo, no solo de chanzas sino donde se hallan reflexiones mas profundas y buenos consejos tambien.
No se si esta aclaracion , oscurece, pero valga de todos modos, el hecho de usar el Don en mi pais es diferente que en el suyo, veo que alla, es Don Juan Carlos y Doña Sofia, etc, pero aca se lo usa como forma de respeto a las personas mayores, y como me parecio por las fotos que ya son señores los que escriben, no es que los quiera tachar de viejos, noooooooo! para nada,y no es que yo sea una mocosa, sino que parecen unos cuantos años mayores que yo y ademas Don Rodrigo aparecio asi tan ceremoniso que simplemente opte la formula respetuosa, no me gustaria tratarlos de : Che, pibe!
Y creo que a Don jevy no le va a costar tanto ponerlo aunque sea un tono de baguala a sus versos, y mire si hasta se hace famoso y todo!!!
hasta pronto y mis mas respetuosos saludos.
D.J.

Fuego negro dijo...

Más se las desollaría si pusieras publicidad de verdad, que si yo, que tengo cuatro mil visitas ya empiezo a tener ingresos por publicidad no me quiero ni imaginar lo que podría dar Dakipallá, con la mitad de las solteras de América Latina haciendo click en los anuncios de las agencias matrimoniales.

Kikas dijo...

Estimada Jimena, efectivamente es D. Juan Carlos y Dª Sofía, y según ese ejemplo, todos portamos el Don, menos 23, porque todos somos los reyes...de nuestra casa (El es que vive en una pensión, y así es complicado acceder al tratamiento)
Por lo demás, usted aprende rápido. La mala lactea le supura cuando insinua nuestra probecta edad. Sepa que es solo experiencia. Que a nuestros 28 años (23 tiene 23 como su nombre indica) todavía nos sentimos con fuerza de dar muchos capones por el mundo y que, si le viésemos, estaríamos tooooodos de acuerdo que usted se conserva mucho peor que nosotros, donde vamos a ir a parar.
Espero que haya encontrado alguna otra historia de su interés.
SASS (No es la aerolínea Noruega, sino Suyo afectisimo seguro servidor)

Jimena dijo...

Querido Don Kikas, recontra picada en mi orgullo he podido ver las paginas de los viajes, no he leido muchas, por no tengo tanto tiempo ni tanta velocidad para tanto km recorrido.
Pero vuelvo a confirmar que su prosa en este caso y no labia, por que no entre todavia a los otros comentarios, voy por pasos, es muy buena, tiene el don de contar y entretener, realmente me sorprende que no de clases en la universidad, estoy segura que entretenidas serian, sin dudas.
Y bueno, eso de los gallegos, es asi, aca todos los españoles son gallegos, como los italianos tanos, todos los arabes son turcos, los judios moishes, los inglese y alemanes gingos, los franceses franchutes, y lo peor es que nosotros nos ofendemos cuando nos dicen sudacas!! pero asi es, que le vamos a hacer, pero para mi usted es un Sr español, no se aflija.
Ahora, veo que aparecio un personaje medio oscuro en el blog con lengua viperina.¿ Usted cree que debo tratarlo de don?, parece mas malo que las arañas, mejor no me meto, y eso que yo soy de las corajudas. Lo unico que me parece que es medio machista, no se si me equivoco, espero que alguna de las chicas del blog me den su opinion asi veo cuan acertada o equivocada estoy.
Mientras sigo leyendo para atras y me divierto viajando de Oman a granada y la alhambra, y de ahi, para aca.
saludos.D.J:

Kikas dijo...

Fuego avaro, hablar de dinero es una vulgaridad y poco propio de la gente de orden.
Despues de las insidias que usted ha vertido en su bitácora acerca de mis excursiones cibernéticas y la posterior publicidad personalizada, y al ver que al Jevy, en vez de anuncios de champus, le aparecen de gimnasios, he de volver a manifestarle mi más profunda protesta.
Le insisto que voy a empezar a buscar cuchillos jamoneros
Usted sabrá

Kikas dijo...

Estimada Doña Doña;
Si habla usted de un personaje ardiente, no se preocupe. Es un quiero y no puedo solo obsesionado por el vil metal (Plata le dicen ustedes).
Yo tuve una escuela mucho mejor que la Universidad, y fue el Colegio Mayor donde residí, el más antiguo de Madrid. Allí, la continua tertulia y el intercambio de pareceres me enseñaron mucho más de la vida que el catedrático de Campos electromagnéticos, por poner un ejemplo.
Celebro que disfrute de mis viajes y espero que no tenga un mal concepto de mí al descubrir alguna de mis andanzas, como el haber sido bígamo por ejemplo.
Por cierto, cuando llegue a Diciembre del 08 y vea la foto del Jevi, le aviso que cualquier comentario injurioso será convenientemente censurado. Que es feo, pero es un amigo

Malvi dijo...

Kikas:
Estoy advertida, me gusta esto.

De los chavales... en fin, creo que estamos perdiendo muchos valores. No los jovenes, sino la sociedad, y ya el maestro (cierto, es una muy bonita palabra) pues DEBE ser de vocación, porque querer enseñar a estos jóvenes de hoy en día, que habrá de los que no, pero también están los que sí... no saben lo que es sacrificarse, una navidad con suspensos era una vergüenza (muchas navidades vergonzosas para mí) y, por supuesto, entera estudiando sin salir no más que un ratico por las tardes, bueno y los veranos... enteros estudiando una asignatura... y nunca ha sido un drama, quizás hayan sido de las navidades más gratificantes.

Cosa muy distinta para un niño de los de hoy, niño él, niño su padre, niña su madre. Niños que pelean con sus profes y los papis (niños) riñen con los profes (¿ves la clase del 63?), maestros que son asaltados, maestros que son rebajados, cuando antes, cuando yo era más joven, ni se me ocurría decir que mi Seño me había pegado una torta en el culillo. La respuesta de mi madre era una regañina descomunal, algo habría hecho y "sanseacabó".

¿Qué ha pasado con todo eso? ¿Qué ha pasado con el respeto? te lo digo SE HA PERDIDO en el afán de protejer al menor. Tanto proteger tanto proteger está atontando, mimando y formando vagos. Porque el que no quiere... lo tiene todo para ser CERO, y ahí ¿Qué vocación existe? ¿hay cabida a alguna vocación que no sea malvivir? ¿Dónde está la superción? ¿Dónde está todo lo bueno de cuando mi padre era joven, o yo era más joven... o tú eras más joven? ¿Dónde?

En fin, creo que me he pasado un poco.

un saludo

Un saludo

Kikas dijo...

Querida Malvi;
No estoy de acuerdo en que queramos proteger al menor. Jevi, un lector habitual profesor de economía, dijo lo unico sensato que le he oido en 25 años (Más de media vida para oirle esto, Dios). Esta no es la generación más preparada, sino la que ha contado con más medios, que no es lo mismo.
Mucho padre buenrollista, piensa que a los nenes hay que dárselo todo, para que no sufran lo que sufrieron ellos (O porque educar así educa mi abuela. Cero problemas hasta que los tienes todos)
Y así, cuando alguien reprende a tu hijo, como es algo que nunca has hecho tú, te rebelas porque ese cabrón de profesor qué se ha creido.
Lo peor es que una sociedad basada en estos fundamentos es una sociedad débil, y como los políticos juegan con gasolina, cuando todo se queme dirán que ellos no han sido. A ver qué periodista dice que la responsabilidad es de todos los gobernantes de los últimos 25 años, o sea, la culpa de ninguno.
Por lo demás solo hay una cosa en la que no estoy de acuerdo contigo.
Yo nunca he sido más joven...tengo la juventud absoluta
¿A ti no te pasa?

Malvi dijo...

jajjaja. Me gusta que repsondas tan rapido. Gracias. Me haces pensar! y sí... la juventud se lleva. jajajaj soy joven.

Por otra parte he ido a entra en el blog de don 23 y ¿no tiene?

buenas noches y que mañana sea buen dia

saludos

Malvi

Kikas dijo...

Bueno, jeje, respondo rápido si estoy conectado. Si me escribes en horas de trabajo es dificil que responda rápido si no estoy en un aeropuerto. En fin, cuestion de prueba y error.
23 es un golfo vago que se aprovecha de mi esfuerzo para desarrollar su escaso intelecto (Esto, comprenderás, es una provocación malsana). Tiene un amigo que es igual que él, con lo que si lees a su amigo es como si le leyeses a él, pero en serio, o sea, como el ying y el yang, Hernandez y Fernandez o Ramón y Cajal.
Como no sé si está protegido por la Ley de protección de datos, habrá que esperar a que salga del armario y te lo diga el amigo (Te recomiendo la historia y comentarios de;
http://dakipalla-kikas.blogspot.com/2009/10/la-tesoreria-de-la-seguridad-social.html
para que sepas a lo que me enfrento)
Hoy será un dia ajetreado y mañana me voy de viaje (placer trabajo, París, mmm) hasta el miércoles.
Os dejaré esto un poco desatendido
Un besote

Cristian dijo...

Me encanta a mi también, el hecho de disfrutar de recorrer numerosas ciudades. En este momento estoy radicado en Chile y trabajo con la comida las condes, y me gusta cuando termina el año poder salir hacia algun destino exotico

Kikas dijo...

Casualidad, Cristian, que mañana voy a ir a Santiago, aunque no creo que me de tiempo a pasar por su local...es un viaje relámpago
Supongo que para usted, exótico no será Europa....
;-)

Mela dijo...

Hola, Kikas
Creo que si todas las personas trabajasen por vocación... todo funcionaría mejor y habría excelentes profesionales
De ninguna manera pienso que tu padre tuviese la culpa de lo que le sucedió a Atanasio... creo que fue una fatal casualidad y comprendo que lo dejara perplejo
Que naciste en un 600 ya lo sabía... tenías mucha prisa por llegar ;-)
Feliz viernes