sábado, 22 de octubre de 2011

DE PARADORES

No hace falta que me lo digais. Sé que os tengo absolutamente abandonados. Os he cambiado por una novia Brasileña.

Se llama Marisa Monte y estoy hasta los ovoides de analizar las letras de sus canciones para mis clases de portugués....Voy a acabar odiándola.... Y es que donde esté Roberto Carlos...no el que era del Real Madrid, (lo digo para los despistados que se dejan caer por aquí), y "Su gato que está triste y azul", por supuesto en castellano, que se quiten todas las cantantes "sexis" en portugués a las que tengo que rellenar los verbos irregulares en su forma correcta. (Y esto de rellenar sus verbos irregulares, juro que no es una metafora de viejo verde)

Pero he decidido que como esta tarde no me sale el verbo "Pôr" (Poner, y que es más irregular que el pavimento de Toledo) voy a ver si me oxigeno sacando alguna historia de este verano.

Aunque no soy un habitual de Paradores, siempre que paso cerca de uno y tengo 10 minutos, paro para tomar un café y admirarlo. Generalmente son edificios únicos, emplazados en sitios relevantes y perfectamente conservados. De este modo yo creo que conozco el 90% de los Paradores de España.

Cuando me tomo un par de días de vacaciones, no me gusta con el estómago lleno meterme 500 kms de vuelta a casa para trabajar al día siguiente. Habitualmente me sobran días de vacaciones todos los años para aburrir. Despues de la visita que hicimos a JA en su campamento de Rugby este verano, nos alojamos en el Parador de Monforte.

La clientela de Paradores suele ser gente de mediana edad, con un nivel cultural medio-alto, a los que les gusta viajar más despacio. Sus costumbres se notan en la hora a la que llegan al Parador, las rutinas a las que se someten, los ratos de lectura en las terrazas de las cafeterias, generalmente ubicadas en rincones destacables. El silencio suele ser monacal.

Paradores gusta de cuidar los productos locales y suele ofrecer vinos muy adecuados. Los precios no son baratos, pero tampoco excesivamente elevados.

El Parador de Monforte está enclavado en lo alto del pueblo, en un Antiguo Monasterio luego reconvertido en Palacio. Ardió en el Siglo XIX, aunque la restauración ha sido magnífica. La Torre del Homenaje tiene cierto regusto a cartón piedra, pero se agradece que las cosas estén cuidadas. El Pueblo, aunque ya lo conocíamos, es una maravilla para pasear.

Carmen y yo llegamos tranquilamente y, despues del ajetreo de la parrillada argentina que nos habían perpetrado ;-), nos metimos del tirón en el Jacuzzi (Hay pocas cosas que me gusten más en el mundo que un Jacuzzi). El Jacuzzi, para nosotros solitos, me bajó las pulsaciones hasta casi el nivel de la muerte cerebral.

Como he dicho antes, ir de Paradores significa prisas-cero y dejar el tiempo correr. Me apetecía un Mencía rico y, en el claustro, me sirvieron una copa que todavía lo estoy recordando. Hablando se nos fue yendo el tiempo hasta la hora de la cena. Una tarde deliciosa...

La comida de Paradores es generalmente impecable. Tomamos el menú denominado ARTE BREVE. Este ARTE BREVE es un menú presente en todos los paradores, largo y estrecho. En cada uno de ellos lo adaptan para mostrar lo mejor de la gastronomía local.

Por 27 €, vino aparte, parecía una opción recomendable ( Vieira gallega, Brochetita de chorizo y Lacón sobre Grelos, Caldiño colado, Pulpo a feira, Ternera al estilo de los monjes, Bica emborrachada en Licor Café acompañada de helado de castaña). Y seguramente lo era, pero ese día el cocinero debía haberse tomado el día libre. Los cachelos que venían con el pulpo eran, sin duda, los peores que he tomado en mi vida. Absolutamente crudos.

Uno, al que no le importa pagar, pero sí no ser correspondido, sabe que no mea colonia. En cuanto casi me salta una muela con el primer cachelo llamé al camarero para quejarme. Cuatro mesas de estirados que se habían jalado ya casi todo el plato, a fuerza de pan, aprovecharon la aparición de un valiente y se sumaron al jolgorio, ya que no se habían atrevido a reclamar por lo que iban a pagar. No como el que suscribe. Y es que las patatas venían directamente del huerto sin más proceso culinario que el pelado, supongo que para quitarles la tierra. Aparte de las excusas, ningún detalle. El pulpo desapareció y nada más supimos de él, ni de nada que lo sustituyese. Supongo que era domingo y habían dado vacaciones a los que habían estudiado y se habían portado bien durante la semana.

A la hora de firmar la cuenta, por no dar la noche a Carmen, simplemente me reservé el reclamar al día siguiente. (Hace años aprendí que discutir con quien no puede tomar decisiones, solo es bueno para los que las pueden tomar y les dirigen). Y es que, el que se había quedado de turno, no parecía el más espabilado de la zona.

Sin embargo, el resto de la cena estaba deliciosa. Como detalle, los diferentes tipos de sales para acompañar los platos.

Al día siguiente no teníamos planes para llegar a Madrid, decidimos levantarnos tarde, dar otro paseo por Monforte, y comer en el Parador de Benavente.

El Parador de Benavente es un castillo precioso donde en el 1202 tuvieron lugar las Cortes de Leon. Posee la Torre del Caracol, con un artesonado Mudejar engarzado sin un mísero tornillo ni nada que se le parezca, que es una auténtica maravilla. Carmen les quiso dar otra oportunidad, y probó su ARTE BREVE, que en esta ocasión era Queso curado con pure de aceitunas, Mousse de Pimientos rojos, Croquetas de castañas, Taco de bacalao, Pichón y Rosquillas del Convento con Natillas.

Yo me tiré de cabeza a por la mejor cecina que he probado en mi vida, unas carrilleras de cerdo, y un vino de Toro, Quinta del Obispo, que estaba para quedarse a vivir dentro de la botella. La tarta del Císter y un café solo en la cafetería, para admirar la Torre de Caracol, hicieron que mi vuelta a Madrid fuese mucho más agradable. ¿El Precio? No llegó a los 70 Napos. Hay sitios donde comes auténtica bazofia y encima tienes que sonreir al camarero pagando el doble.

Me hubiese quedado a pasear por los jardines, sin embargo, estábamos todavía a 300 kms de Madrid.

Parecía que había acabado el día....pero nos quedaba, probablemente, lo mejor. Supongo que eso caerá otro día... si Marisa Monte me deja

28 comentarios:

Santiago Ríos dijo...

Pero que tripero eres. En eso creo que me ganas y eso que vengo de Galicia donde he probado del mar casi todo (hasta hice una escapada en solitario al Grove a su feria del marisco).
Hice un par de entradas de dibujos en http://spain.urbansketchers.org/
que te invito a visitar.
¿Cómo has visto el RWC2011, has visto muchos partidos?
Mañana la final (creo que F llega con suerte)

Kikas dijo...

Santiago, no soy tripero, sino de buen yantar, que no es lo mismo...
Más modesto, a lo que llegué fue a la Feria del Marisco de Las Rozas, la semana pasada, donde creo que tomamos de todas las cosas con cáscara que había
Ahora me paso por el blog de los dibujos
Respecto al Rugby...todo lo tengo escrito en Facebook, que parece frecuentas poco.
Sé que no soy objetivo, me gusta Gales pero, honradamente, pienso que han hecho, con diferencia el mejor Rugby del mundial.
Francia pasó a la final llorando, contra uno menos de Gales por una decisión más que discutible, y porque el pateador de Gales decidió declararse en huelga ese día.
La última jugada por el 3er puesto del partido de ayer contra Australia, 7 minutos sin perder el balón, 35 fases, merece recordarse durante años.
Por lo demás, mañana me pondré la camiseta Negra de Ken Going que me regaló su viuda, e iré a celebrar el gorro que les van a meter los All Blacks a los Gabachois, que no han hecho absolutamente nada en todo el campeonato (Bueno sí, cruzarse con alguien que había hecho menos como Inglaterra en octavos y jugar con uno más una hora de partido contra Gales pudiendo ganar de un punto)
No me tires de la lengua que me embalo...

manuel dijo...

Veo que tu ansiedad por aprender el idioma lusitano la cubres con buenas viandas y mejores caldos.
Bien que haces chaval porque la tal Marisa esa debe ser un coñazo escucharla y que mejor si antes nos hemos dado un sincero homenaje en estos maravillosos paradores nuestros.
Generalmente se acierta en casi todos, las excepciones siempre son reales y desagradables.
Recuerdos a Marisa

Kikas dijo...

A Marisa la tengo aquí sonando, mientras te contesto, Manuel ¿No la oyes?, Entre Infinitivo personal y Conjugaciones Pronominales de Complemento Indirecto (Me estoy poniendo cachondo solo de escribir, y no por la Sra o Srta Monte, aclaro)
Efectivamente, fue un chasco porque el 90% de las veces la materia prima ha sido impecable, de ahí mi sorpresa primero y disgusto despues (Disgusto que se apagó con un Optimo Gin Tonic de-los-de-toda-la-vida)

Fuego negro dijo...

Los paradores destacan siempre por dos cosas: la belleza de su emplazamiento y lo malo que es el servicio. Lo primero debe de ser culpa de Franco, lo segundo, seguro que también. Lo leí el otro día en Público.

Kikas dijo...

Tu sigue leyendo prensa independiente a ver si te curas de lo tuyo de la cabeza....

Nieves dijo...

Cada vez que voy a algún lugar que tenga un Parador, toca una visita obligatoria para tomar algo en él o simplemente para cotillearlo por dentro o aprovechar para hacer paradita en el baño....pero lo cierto es que hasta el momento no he llegado a alojarme en ninguno (mayormente por sus altos precios) porque por falta de ganas no es, ya que son casi todos una maravilla, de entorno, de comida y de todo. Los últimos que he visto han sido el de Benavente el pasado año y ya más recientemente los de Ayamonte, con unas vistas increibles y el de Mazagón en Huelva, que me encantó y lo tengo en la lista de deseos para ir algún dia. Un beso y ánimo con el portugues (o mejor dicho, portuguesa),

Kikas dijo...

Cada cual tiene los límites donde los tiene, Nieves, y no soy yo para juzgarlos...
70 € habitación doble IVA incluido.
85 €, habitación doble con desayuno para dos, IVA incluido.
60 € el restaurante, cena para dos, IVA incluido
En fín, me parece más la fama. Estoy seguro que has ido a sitios mucho más caros...

Estela dijo...

Mira que bien os cuidáis Carmen y tu... hacéis bien, por cierto Roberto Carlos es más aconsejable... me encanta lo escuchaba siempre con mi padre tanto en casa como en el coche y forma parte de mi infancia.... un beso ^.^

Javier dijo...

Te dejo la canción que está de moda... para que la analices y aprendas portugués
http://youtu.be/hcm55lU9knw

Y, además, debes practicar el bailecito para que bajes todos los kilos que estás pillando.

Un abrazo

Angel Rubio dijo...

Lo mío de la cabeza no se cura por mucho que me frote panfletos en ella. Todo lo más, con la tinta que se desprenda se disimulará un poco.

Kikas dijo...

¡Qué mayor debo de ser, Estela! jejeje

Kikas dijo...

¿Tambien te has enterado tú de lo de mi barrigón?
El otro día me dijeron que toda la masa muscular que perdia se me estaba concentrando ahí, jejej, y debe de ser verdad, jajaaj
Por cierto, esta canción es de las primeras que hemos estado traduciendo, jejeej
Lo mejor, el otro día cuando tuvimos que hacer un trabajo en casa sobre un anuncio de lenceria de Gisele Bundchen...en fin...tuve que pedir que me lo pusiesen por escrito...y no sé si coló en casa
,-)

Kikas dijo...

No, no...23...si lo tuyo es interno. Nada tiene que ver con la higiene

Fran dijo...

Me gustan los Paradores, sobre todo para ir a comer o tomar un cafelito relajado. Alojarme en ellos no es tan común en mí. Ya en la foto se te veía un poco sorprendido o disgustado.... Menos mal que la segunda comida compensó....

Kikas dijo...

Y la primera, Fran, jejeej
Eso sí...los cachelos...para fusilar al responsable

Santiago Ríos dijo...

Recuérdame cómo puedo entrar en facebook.
Las pasé canutas viendo que F podía ganar a los All Blaks. Lástima que se lesionara el apertura...
Me hubiera gustado que Gales hubiera ganado a F que estuvo a punto.

Kikas dijo...

Te lo mando en correo a tu dirección, Santiago
Si ves la portada de ayer de Léquipe, la razón número 45 para que un francés se levantase ayer temprano para ver el partido alucinas
En fín...es como cuando el real Madrid tiene envidia del Osasuna porque en Pamplona hay Sanfermines...

Fernando Solera dijo...

Después de las palizas que te pegas veo normal que te cuides así. No es para menos, que ya estamos en una edad en la que todo cuidado es poco ;-)

Un abrazo.

Kikas dijo...

Feernando, siento cierto tonito en tu comentario...
¿No me estarás llamando vejestorio?
;-)

Lakacerola dijo...

Madre mía!! qué recuerdos me traes de Monforte, dónde viví año y medio (cerca de la estación por cierto) y el Mencía, uno de mis vinos preferidos, por cierto, no sé si has visitado el parador de San Estevo de Rivas de sil, los alrededores son impresionantes.
Un abrazo y buen fin de semana.

Kikas dijo...

Ese parador, LaKa lo visitamos el año pasado. Hicimos un recorrido de Monasterios por la Ribeira Sacra, pero me pareció de cartón piedra...
Los alrededores no ;-)
¡Y como comimos!

Mela dijo...

En una foto te veo muy interesado leyendo.
Me pregunto si estabas leyendo de arriba a abajo o de derecha a izquierda

Kikas dijo...

aleM, sever la odneyel abatsE

Mela dijo...

sakiK, odneitne et euq zev armeirp al sE

Kikas dijo...

Por favor, Mela, cuidado con las faltas de ortografía
"aremirp" se escribe así...
;-)

Mela dijo...

Eso no es una falta de ortografía, es una pequeña errata porque no estoy acostumbrada a escribir al revés. Culpa mía por imitarte en algo tan ilógico.
Ten cuidado tú, Kikas, con las faltas de educación

Kikas dijo...

Mi madre se esmeró en educarme, sé que con escaso éxito...

Sin embargo, ten en cuenta que las normas de educación son convenciones sociales, que pueden estar bien en un sitio y ser tremendamente maleducadas en otro.
A lo mejor es por eso lo que piensas...divergencia de normas....