miércoles, 28 de abril de 2010

LA LEY DE LA CALLE

Acabamos de dejar a Patricia en el Aeropuerto. Eran las 5 de la mañana.

En el mundo existen dos tipos de personas...Yo me iba a trabajar, el Mono se volvía a dormir.

Sin embargo, el Mono siempre fue un tipo decente, y se ofreció a tomarse un café conmigo.

En Barajas a las 5 de la mañana está todo cerrado, porque a esas horas no aterrizan aviones. Le dije que no tenía prisa, y que le seguía. Camino hacia Madrid no encontramos nada abierto. Comencé a incomodarme. Viendo la hora que era y el trayecto que seguíamos solo me faltaba que me llevase a D'angelo. Menos mal que el Mono es un hombre que se viste por los pies. En Chandal, como iba, le creo incapaz de entrar en un sitio de "alto standing".

En un semáforo hablamos. Le hice ver mi incomodidad ante su descojono y me dijo que me llevaba a un garito enfrente del Corte Inglés de Castellana (Lo que da el vivir en el Centro). Cerrado. Eran las cinco y media.

Recordaba hace 20 años cuando me podía tomar algo en cualquier sitio que se me ocurriese, a cualquier hora del día o de la noche. Se acordó del antro donde acudía el Innombrable a altas horas, petado de taxistas, pero al preguntar a uno de ellos no lo conocía ¿Tan difícil se ha puesto tomar un café a las horas en que nuestros civilizados vecinos europeos comienzan su jornada? ¿Que pensaría 23 de esta falta de europeismo en el Foro? El peseto nos dirigió a Atocha

Yo un café solo. El Mono café con leche y ración de tortilla. ¿Qué se puede pensar de alguien que se come una ración de tortilla sin un txikito de vino?

Antes de casarme conocía cada garito y la fauna que los frecuentaba; taxistas, borrachos, mujeres cansadas de trabajar, estudiantes pijos, canallas....

Y se me volvieron a agolpar los años en la cabeza. Dos maduritos de buen ver, uno en Chandal, otro entrajetado, tomando un café en Atocha con un tío un poco pasado, varios taxistas y 4 maderos.

La Ley de la Calle, de Perez Reverte, en estado puro

5 comentarios:

Gonzalo dijo...

De buen ver, de buen ver...

:-P

Kikas dijo...

Ya quisieran otros....
Y sin cirugia, tio

Don 23 dijo...

Pues que voy a pensar. Que en tu casa te puedes tomar el café a cualquier hora.

Como en Europa.

¡Que lástima de Reino! Sólo nos igualamos a Europa en lo negativo.

Kikas dijo...

¿Pero tu crees que yo me puedo presentar en mi casa a las 5 de la mañana con el Mono en Chandal a tomar un café?
¿Pero en qué país te crees que vivimos?
¡Qué verguenza! Es dejar la España profunda, vivir unos meses en Europa y olvidarse uno de sus orígenes

Mela dijo...

Kikas, me parece normal que a las cinco de la mañana no haya nada abierto... es hora de dormir todavía
Hoy me acostaré sabiendo una cosa más... me acostaré antes de las cinco de la mañana ;-)